elcomercio.es
Miércoles, 22 octubre 2014
claros
Hoy 17 / 19 || Mañana 16 / 21 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
En bici, por norma

Oviedo

En bici, por norma

24.01.10 - 02:22 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Basta con pensar en uno mismo y mirar al trastero, al cuarto vacío o en el garaje de la casa del pueblo para comprobar que el dato del último informe de la Red de Ciudades por la Bicicleta, presentado hace apenas una semana en Madrid, es cierto: más de la mitad de la población española, unos 23 millones de ciudadanos, tiene una bicicleta. Y hay más. El 90% de la población sabe andar en ella, la mayoría desde niño, aunque pocos la usen los fines de semana y casi ninguno a diario.
El estudio incluye un análisis más completo. La mayoría de los encuestados valora que reduce la contaminación y el tráfico, y beneficia la salud. Pero, a pesar de los parabienes pocos suben en ella para ir a trabajar o a un recado, haga sol o llueva, desde la estación de Renfe a las facultades de El Cristo, por poner un ejemplo cercano. Al preguntarle al vecino, al amigo o al compañero de oficina por qué apenas circula en este medio, coinciden en las disculpas: la peligrosidad, la insuficiencia de los carriles y aparcamientos, y las pocas medidas del Ayuntamiento para fomentar el uso. «¡Ni se me pasa por la cabeza, con la cantidad de tráfico que hay y los coches andan como locos!», se escucha a menudo.
A partir de este año, los aficionados a las dos ruedas tendrán que buscar otra excusa si no quieren utilizarla. Oviedo se convertirá, poco a poco, en una 'bici-friendly'.
Así es como se conoce a urbes como Ámsterdam, a la cabeza de cualquier lista en la popularidad del vehículo más sano, menos contaminante y más económico. Oviedo por fin se ha lanzando a unirse a otros lugares de referencia, un grupo al que pertenecen Barcelona, Zaragoza o Pontevedra. El Ayuntamiento aprobará este año una ordenanza municipal sobre la circulación y movilidad urbana en bicicleta que permitirá señalizar las 'calles 30', los 'carriles 30' y con sanciones detalladas para quien no respete al ciclista. Regulará así el transporte, como hace no tanto que hizo con la pobreza, la prostitución o el botellón (controlados ahora por la Ordenanza de Convivencia Cívica) o las actuaciones musicales en directo tras años de prohibición.
En en este caso, la idea parte de la asociación de usuarios Asturies ConBici, creada en 2007 con la fusión de Tronchacadenas y Asturias Pedalea. Tras presentar varios proyectos, redactaron el 'Plan 30 Oviedo', que incluye cuatro puntos fundamentales: la ordenanza, un callejero de itinerarios básicos, una propuesta de cicloaparcamientos y un plan de promoción.
Aunque se trata de un plan integral de movilidad, lo más significativo es el texto de la ordenanza propuesta por el catedrático de Derecho Constitucional Francisco J. Bastida, la que el Consistorio tomará de referencia para redactar la propia. «La originalidad de esta norma, que no creo que haya ninguna ciudad en España tan específica, es que no establece carriles exclusivos, sino que toda la ciudad esté abierta y que vaya dejando el coche», comenta el docente, acostumbrado a subir en bicicleta eléctrica hasta la facultad de Derecho. Descarta la construcción de carriles-bici, como en Gijón, y compara la implantación del 'Plan 30 Oviedo' con otros cambios en zonas rurales. «Igual que hay pueblos que han pasado de la ausencia del teléfono a la telefonía móvil sin sufrir las obras de tendido de cables, hay ciudades como Oviedo que pueden pasar de la ausencia de ciclovías a abrirse por completo a la bicicleta».
Pedalear en peatonales
En líneas generales, la ciudad quedaría así con su propuesta: los vehículos de dos ruedas sin motor tendrían entrada libre a las calles peatonales a un máximo de 10 kilómetros por hora -aunque siempre tendrá preferencia el peatón-, y las vías de un solo carril tendrán limitada la velocidad máxima a 30 kilómetros por hora. Esta misma velocidad se aplicaría en el carril derecho de aquellas carreteras de dos vías en un mismo sentido. «Una de las cuestiones más dudosas será que se pueda circular en peatonales», reconoce Bastida, que espera conocer en febrero la propuesta definitiva municipal.
A la espera de aprobar la normativa, el Gobierno local ya ha dado el primer paso. Señalizará las primeras calles con una partida de 300.000 euros del 'plan A'. Hay además otro dinero pendiente, unos 200.000 euros, procedente del plan 'Sumobi', una iniciativa europea que financiará las campañas de promoción en lugares frecuentados.
Cuando entren en funcionamiento, el siguiente paso será concienciar a la gente y cambiar sus costumbres, algo aún más difícil que pintar de marcas la ciudad o sacar adelante una propuesta política. «Hay que superar la otra fase, la de adoración al coche», explica Covadonga Álvarez, coordinadora de la iniciativa y representante de Asturias Conbici. «Los hábitos son difíciles de cambiar porque la ideología es mover el coche. Parece que si vas en autobús o andando tienes menos nivel. Por eso sólo se puede cambiar si hay un impulso desde la Administración», añade su compañero, Raffa Fernández. Y en eso se está, en que en Oviedo haya que ir en bici, por norma.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti


El Comercio Digital

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.