elcomercio.es
Miércoles, 22 octubre 2014
nuboso
Hoy 15 / 18 || Mañana 15 / 17 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Javier Fernández: "Tengo buenas sensaciones, que no tenía hace diez meses"

elecciones en asturias | 25-m

Javier Fernández: "Tengo buenas sensaciones, que no tenía hace diez meses"

03.03.12 - 13:11 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
"Nunca he sido partidario de hacer pronósticos, pero sí que tengo buenas sensaciones en relación a las elecciones del 25 de marzo, sensaciones que no tenía hace diez meses", ha señalado el candidato socialista a la Presidencia de Asturias, Javier Fernández, en una entrevista en la que ha criticado la "incapacidad" de la derecha para gobernar.
A esas sensaciones contribuye que en estos meses los ciudadanos se han dado cuenta de que no se puede responsabilizar de la crisis al PSOE y que han visto cómo los hechos han desmentido las posiciones defendidas entonces por los populares, como en el caso de la fiscalidad, que decían que no iban a aumentar.
También tiene claro que "se ha desinflado" el fenómeno desatado por Francisco Álvarez-Cascos, que tras la creación de Foro Asturias a principios de 2010 consiguió 16 diputados en las elecciones autonómicas del 22 de mayo, uno más que el PSOE.
Ahora falta saber, augura, hasta dónde llega ese pinchazo, "que está clarísimo", que atribuye a la "incapacidad" que ha demostrado tanto él como su gabinete a la hora de gobernar y que le ha llevado a asumir la estrategia de refugiarse detrás de una supuesta trama urdida entre PSOE y PP como único argumento para explicar su inactividad.
De hecho, ha asegurado que los grandes problemas de Cascos son su "incapacidad" para gestionar y su "hipocresía" a la hora de transmitir a los ciudadanos el por qué no se hacen las cosas.
Fernández admite que había previsto que Foro y PP iban a pactar tras el 22 de mayo y que se equivocó "rotundamente" porque no pensó con lógica y no tuvo en cuenta que en la derecha asturiana "funciona con las tripas y no con las neuronas".
En el caso de Cascos, el candidato socialista ha señalado que también han pesado más que sus principios "los instintos de enfrentamiento y destrucción", sin atender al interés regional.
Ahora no se atreve a aventurar si ya hay un pacto entre el PP y Foro -"es demasiado arriesgado"-, pero sí está convencido de que Asturias no puede asumir que gane la derecha por tercera vez en la historia y tener que esperar después a ver si se ponen de acuerdo.
Fernández tampoco se pronuncia si la candidata popular, Mercedes Fernández, puede arrebatar el liderazgo de la derecha a Cascos, aunque sí cree que, sea quien sea el quede por encima, mantendrán su dificultad para pactar "que parece genética".
Para el dirigente socialista, tampoco está claro qué puede pasar con Cascos si pierde en estas elecciones "porque de esa gente no puedes esperar algo racional".
"Lo que ha estado pasando aquí es tan estrafalario, tan irreal..., con una derecha que da la sensación que ha venido a Asturias a desfilar por el callejón del gato y que se está viendo en unos espejos cóncavos", ha señalado Cascos, que sí que tiene claro que su partido no tiene futuro sin él.
Según el secretario general de la FSA-PSOE, Foro Asturias Ciudadanos es una formación tan personalista que es lo mismo que Francisco Álvarez-Cascos, como se aprecia en sus iniciales (FAC).
Fernández ha asegurado que no se puede decir nada bueno de un Gobierno "esperpéntico" como el de Cascos que sólo ha ejercitado la "confrontación y la propaganda" pero que no ha tenido voluntad alguna de ejercitar la acción de gobierno.
"Los demagogos nunca descansan haciendo demagogia y aquí hay uno paradigmático", ha señalado el líder socialista en referencia a Cascos, al que ha dicho respetar, pero al que no teme como adversario político, como tampoco a la candidata popular.
Sin embargo, sí ha señalado que Cascos "parte con ventaja como contrincante" porque es el presidente y sacó seis escaños más que el PP en las autonómicas.
No considera, sin embargo, que el que haya dos partidos de derechas pueda perjudicar las aspiraciones del PSOE, que en caso de ganar puede iniciar desde Asturias la "reconquista democrática y política" del país, pero sin que haya que esperar ocho siglos, "porque en cuatro años puede suceder".
Fernández considera una "necesidad" que el PSOE asuma el Gobierno, que la gente pueda con mirar a unos dirigentes que generen seguridad y encaucen el conflicto, pero no se moja sobre si podrían contar para ello con sus antiguos socios, Izquierda Unida, o si aspiraría a ser presidente en minoría.
"Queremos tener una mayoría suficiente para gobernar. No pienso en otra cosa más que en poder gobernar y en dar estabilidad a la región y encauzarla, y no vivir en un caos como el percibido estos meses", señala el líder de los socialistas que mantiene que hasta el día siguiente de las elecciones no va a pensar en otras cuestiones, como cuál va a ser su futuro político si el PSOE no vence.
Del futuro político de Cascos, Fernández tan sólo mantiene que hay que tener en cuenta que al presidente del Principado le hubiese gustado tener mayoría absoluta para mandar absolutamente "porque no vino a gobernar, sino a mandar, pero afortunadamente ni se produjo ni se va a producir, sino todo lo contrario".
La reforma laboral, una "utopía empresarial"
El candidato socialista a la Presidencia del Principado, Javier Fernández, considera que la última reforma laboral "es la utopía empresarial" porque el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha dado a la patronal lo que ésta nunca se hubiese atrevido a pedir.
En su opinión, ésta es la reforma más emblemática de cuantas ha emprendido el PP, al que ha acusado de intentar inculcar a la ciudadanía la idea de que desarrollo económico o eficiencia son cuestiones incompatibles con la solidaridad o los servicios públicos, o con tener un nivel alto de protección social.
El mensaje permanente es que la excesiva flexibilidad laboral y protección social impiden al país ser competitivo, ha señalado Fernández, que ha dicho que es falso porque entre 1994 y 2008, con un marco laboral distinto, se crearon 2,4 millones de empleos temporales y seis millones indefinidos, y porque al llegar la crisis el sistema "centrifugó hacia el desempleo a varios millones".
España ha vivido una "etapa de falsa prosperidad", por encima de sus posibilidades y en la que gobernaban los mercados, y ahora toca, según el candidato socialista, el momento de aplicar reformas indispensables como la del sistema financiero.
No obstante, ha insistido en que la reforma laboral no era esencial en este momento en el que hay que apostar por un modelo productivo basado en el conocimiento y la innovación, aunque no se pueda hacer de un día para otro.
Fernández se ha mostrado también convencido de que el Gobierno regional puede hacer mucho frente a la crisis porque es el más cercano a la gente y el que tiene capacidad para juntar energías sociales a través de acuerdos, "aunque no sea fácil".
En el caso de Asturias, ha recordado que el presupuesto regional es de unos 4.000 millones, lo que supone una parte muy importante del PIB regional, que es del orden de 22.000 millones, pero que el presidente Francisco Álvarez Cascos ha sido "incapaz de gestionar".
"Un arquitecto no puede hacer nada sin materiales, pero en política hay que hacer lo que se pueda con lo que se tenga y ahora se tiene un presupuesto más corto y una situación más difícil, pero nos encontramos con un gobierno que no hace nada", ha añadido.
Ante la posibilidad de que se cierren instalaciones asturianas de ArcelorMittal, Fernández ha reconocido que es una cuestión que le preocupa mucho, pero ante la que Cascos "solo ha hecho demagogia".
"Yo no soy un demagogo impenitente como el presidente y por tanto no le atribuyo lo que está pasando en Arcelor o Alcoa, pero de lo que sí le responsabilizo es de no haber hecho nada ni haberlo intentado", ha afirmado, antes de recordar que un gobierno está para detectar problemas e intentar conjurarlos.
En su opinión, si Cascos hubiese hecho algo "serio", por mínimo que fuera, lo hubiera sabido todo el mundo porque "este señor en materia de autobombo tiene una capacidad inédita en la política asturiana".
En Tuenti
Javier Fernández: 'Tengo buenas sensaciones, que no tenía hace diez meses'
Javier Fernández, durante la entrevista concedida a EFE


El Comercio Digital

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.