El Comercio

Gijón, 30 nov (EFE).- El portero Iván Cuéllar se reincorporó esta mañana a los entrenamientos del Sporting tras haber sido baja debido a una molestias musculares en el partido de la pasada jornada en el Santiago Bernabeu por lo que todo hace indicar que estará a disposición de Abelardo para el encuentro del próximo domingo ante el Osasuna.

La plantilla rojiblanca se ejercitó esta mañana en Mareo tras haber caído ayer por 1-2 ante el Eibar en la Copa del Rey en un encuentro en el que los gijoneses volvieron a ofrecer una mala imagen que levantó las críticas de los aficionados.

La sesión de hoy se inició en el gimnasio y fue de carácter regenerativo para los que jugaron ayer y de tratamiento para jugadores como Carlos Castro, que arrastra problemas en los dos tobillos.

Tampoco se ejercitó hoy con el resto de sus compañeros el delantero Duje Cop, sin embargo en su caso fue con carácter preventivo debido a una pequeña sobrecarga muscular que no parece que vaya a impedir su participación el domingo.

Moi Gómez, Rachid y Lora trabajaron con el fisioterapeuta, pero como es el caso de Cop, los dos primeros estarán a disposición del entrenador para el importante partido ante el Osasuna, mientras que Lora y Ndi están descartados.

El mal juego del equipo ha levantado bastantes críticas, que alcanzan tanto a los jugadores como al entrenador por lo que el ambiente en el seno del club está bastante tenso hasta el punto de que, tras el partido de ayer, Abelardo cargó contra uno de los periodistas.

Abelardo ha dado mañana jornada de descanso a la plantilla y el viernes preparará el partido frente al Osasuna en el que la principal duda es la de saber si el técnico gijonés mantendrá el esquema táctico que utilizó ante el Real Madrid con tres centrales y dos carrileros de largo recorrido con el que el equipo mostró la mejor imagen de las últimas jornadas.

El Sporting sólo sumó dos de los últimos 30 puntos en juego a pesar de lo cual sólo está a un punto de salir de los puestos de descenso, lo que tratará de hacer ante el Osasuna que es uno de los dos únicos equipos que marchan por detrás y con una trayectoria similar si bien en el caso de los navarros ya han cambiado de entrenador sin que hasta ahora lograse la reacción.

"Es fundamental lograr la victoria ante un rival directo como es el Osasuna porque ya llevamos muchas jornadas sin ganar", reconoció un ex jugador del equipo pamplonés como es Isma López que reiteró que "hay que ganar y a partir de ahí seguir creciendo".

Para el rojiblanco, "la liga es una competición de fondo y el objetivo es dejar a tres equipos por debajo" y recordó que a pesar de la prolongada mala racha solo están a un punto de salir de las posiciones de descenso.