Oviedo, 21 mar (EFE).- La presidenta del PP de Asturias, Mercedes Fernández, ha abogado hoy por superar la "asignatura pendiente" que la sociedad tiene con las personas con síndrome de Down dándoles la oportunidad de acceder a empleos acordes con sus perfiles y capacidades.

Según ha informado el PP, Fernández se ha expresado así durante la visita que ha realizado al centro social para personas mayores de Moreda, en Aller, coincidiendo con la celebración del Día Mundial del Síndrome de Down.

La líder del PP ha recordado que su grupo parlamentario en la Junta General tiene "la suerte" de contar en su gabinete con la presencia de Andrea, una joven que sufre dicho trastorno genético, y que "trabaja de forma perfecta todos los días" lo que supone "un estímulo para ella" y un "enriquecimiento" para los diputados populares.

A su juicio, iniciativas de este tipo permiten a estas personas "integrarse en la sociedad adecuadamente" dado que les posibilita disponer de una autonomía económica y profesional a la vez que supone "un gran estímulo para sus familias".

"Tenemos la asignatura pendiente de ser más solidarios y de tejer una red ambiciosa para poder integrarlos. Animaría al esto de los grupos a hacer lo propio porque, a veces, las cosas hay que hacerlas con discursos y también con el ejemplo", ha añadido.