Gijón, 21 mar (EFE).- El portavoz del gobierno municipal de Gijón, Fernando Couto, ha afirmado hoy que en la tramitación del nuevo Plan General de Ordenación (PGO) hay que dar cabida a propuestas que mejoren el documento, pero siempre "dentro de lo que marcan las normas de funcionamiento" de la administración local.

A preguntas de los periodistas, tras la celebración de la Junta de Gobierno, ha insistido en que el secretario municipal tiene marcada una hoja de ruta para el ordenamiento urbanístico al mismo tiempo que ha dejado en el aire la posibilidad de encargar un nuevo informe externo del PGO.

Sobre las recomendaciones del Colegio de Arquitectos de Asturias, ha dicho que "hay que escuchar a todo el mundo, pero la administración tiene un procedimiento".

"Un plan tiene una tramitación administrativa que marca la administración y eso no es opinable", ha señalado.

Respecto al proyecto de integración ferroviaria, ha recordado que el Ayuntamiento ha solicitado en la última comisión técnica el acondicionamiento de la segunda fase de los terrenos liberados de las vías.

"A ver si el ministro de acuerdo un poco de Gijón", ha manifestado.

Así lo ha dicho tras la celebración de la Junta de Gobierno que hoy ha dado luz verde a las bases reguladoras para la concesión de becas a personas desempleadas empadronadas en la ciudad para programas y proyectos impulsados por la Agencia Local de Empleo, a las que destinará este año una partida de 229.100 euros, la misma cuantían que prevé dedicar el próximo ejercicio.