El Comercio

Oviedo, 20 may (EFE).- Varias decenas de trabajadores de Correos han llevado a cabo hoy una marcha desde Lugones hasta la fachada del Teatro Campoamor, en Oviedo, para protestar por la precarización que está sufriendo el servicio postal.

Según los representantes sindicales de Correos, la gestión que se está llevando a cabo con la entidad tiene como objetivo la privatización del servicio dado que el cierre de oficinas y la reducción de plantilla imposibilitan el cumplimiento de los repartos.

A juicio de los sindicatos convocantes de la movilización, la precarización provoca que haya repartidores con más de cien kilómetros de servicio de reparto lo que hace imposible repartir el correo en todos los pueblos en un día como exige la ley.

El servicio de Correos en Asturias cuenta actualmente con 1.100 trabajadores y, según los sindicatos, sería necesario recuperar los niveles de 2006, con unos trescientos trabajadores más, para volver a dar un servicio de calidad.