El Comercio

Avilés, 20 jun (EFE).- El proyecto ETFE-MFM, liderado por el Centro Tecnológico del ITMA y centrado en un sistema de iluminación de fachadas de edificios, ha sido seleccionado para optar al galardón Nanofy! Award dentro del programa de fortalecimiento de la competitividad de las industrias europeas a través de tecnologías de nanomateriales, materiales avanzados y de innovación abierta.

La Comisión Europea anunciará el proyecto ganador el próximo jueves en Malta, sede actual de la presidencia del Consejo de la UE, dentro del evento EuroNanoForum y será elegido entre los tres proyectos europeos distinguidos como finalistas.

El proyecto ETFE-MFM, liderado por ITMA, cuenta con la colaboración de seis empresas y centros tecnológicos de España, Bélgica y Alemania y los trabajos se iniciaron en 2014 financiados por el séptimo programa marco europeo y está prevista su finalización en noviembre de 2017.

El proyecto ha permitido desarrollar un módulo de polímero ETFE flexible y multifuncional para iluminación arquitectónica de fachadas.

Para ello se ha realizado la integración de tecnologías fotovoltaicas, de iluminación led y de electrónica de control dentro de un encapsulamiento de polímero ETFE y el resultado final es un módulo ligero y flexible autoalimentado energéticamente.

El material polimérico ETFE permite nuevos diseños arquitectónicos en fachadas de edificaciones singulares añadiendo una componente de iluminación al conjunto final que ya se ha empleado en los estadios Allianz Arena de Munich o San Mamés de Bilbao.

En Asturias, la cubierta de la estación de ITV de Siero o el cierre de la cúpula del balneario de Las Caldas han sido realizados con ETFE.

El desarrollo de este proyecto seleccionado por la Unión Europea, ha permitido que el propio módulo genere la energía necesaria para la iluminación led consiguiendo una solución sostenible y con grandes posibilidades de futuro.

Para ello, el consorcio liderado por ITMA ha realizado la integración de tecnología fotovoltaica, led y de electrónica de control necesarias para el funcionamiento autónomo del módulo.

Dentro de esta fase final del proyecto se ha finalizado la instalación de cuatro módulos de un metro y medio de ancho por un metro y medio de alto en la fachada de la sede de ITMA en Avilés.

A lo largo del mes de junio se iniciarán las pruebas de funcionamiento y la monitorización de la actividad de estos cuatro módulos que se han integrado formando un panel continuo de seis metros cuadrados.