El Comercio

Oviedo, 14 ene (EFE).- El Instituto de Desarrollo Económico del Principado de Asturias (Idepa), apoyará la puesta en marcha de 232 proyectos innovadores en los que participan 279 empresas afincadas en la comunidad autónoma y que, según informa este organismo, permitirá inducir una inversión de 25 millones de euros.

En concreto, el Idepa ha resuelto las ocho convocatorias para el fomento de la innovación empresarial correspondientes a 2017 en las que que ha concedido ayudas por un importe cercano a los 10,2 millones de euros, un 6,3 % más que el año anterior, que inducirán una inversión de 25 millones.

Cuatro de estas convocatorias están dirigidas a apoyar iniciativas de investigación, desarrollo e innovación en el marco de la Estrategia Regional de Especialización Inteligente Asturias RIS3.

Estas líneas se resolvieron con la aprobación de 125 proyectos a los que se han concedido nueve millones y que generarán una inversión de 22,9 millones, más del 92 % de la que generan el conjunto de convocatorias.

Una de ellas es la línea de subvenciones para la ejecución de Proyectos de I+D, que tiene por finalidad facilitar el acceso a nuevos avances tecnológicos y la transferencia de conocimiento para obtener productos, procesos o servicios nuevos o mejorados.

En total, se han aprobado 77 proyectos que generarán una inversión superior a los 13 millones con el apoyo de una ayudas que ascendieron a 160.000 euros, un 16,7% más que en 2016.

En el marco del programa Innova-IDEPA, destinado a favorecer el desarrollo experimental y la innovación en materia de procesos, se aprobaron 36 proyectos con una inversión cercana a los 5,8 millones.

Una tercera línea es la de Proyectos de I+D+i diferenciales o tractores, que se llevan a cabo a través de la colaboración entre grandes empresas con efecto tractor y otras firmas de menor tamaño, recibirán 1.709.356,68 euros.

En este caso se se ejecutarán cinco proyectos con una inversión superior a los 3,5 millones.

Por último, la línea de subvenciones a Proyectos de Innovación Abierta, apoya con más de 190.000 euros el desarrollo de siete proyectos que se realizarán por binomios tractora-startup, en los que participan 14 entidades que generarán una inversión de 400.000 euros.

El objetivo es resolver algunos de los retos tecnológicos planteados para avanzar en la digitalización empresarial y así acercarse al modelo de Industria 4.0.

Las convocatorias enmarcadas en la RIS3 se completan con otras cuatro medidas, entre ellas el programa Cheque de Innovación, destinado a incrementar la competitividad de las pymes a través de servicios de asesoramiento, asistencia técnica o consultoría, que se resolvió con la concesión de 468.750 euros a 95 proyectos, que generarán una inversión de 850.000 euros.

A través de la convocatoria destinada a Agrupaciones Empresariales Innovadoras, dirigida a apoyar a los clústeres asturianos para que desarrollen proyectos de cooperación y mejora de la innovación, se destinaron casi 200.000 euros a ocho proyectos que supondrán una inversión de 350.000 euros.

Las dos convocatorias restantes corresponden a las redes europeas ERANET, con las que se financian proyectos de investigación industrial y desarrollo experimental en cooperación internacional.

Con la convocatoria Manunet, se apoyaron proyectos en el campo de la fabricación y los procesos avanzados con casi 365.500 euros que servirán para generar una inversión superior a los 480.000 euros.

Por último, un proyecto asturiano participará en la red Meranet, centrada en la ciencia y la ingeniería de los materiales, con una subvención de 117.000 euros genrará una inversión de 162.000 euros.