El Comercio

Oviedo, 14 feb (EFE).- Asturias registró el pasado mes de enero 37 incendios forestales que afectaron a una superficie de 75,7 hectáreas, de las que el 2,4 por ciento era superficie arbolada, según los datos publicados por la Sociedad Asturiana de Estudios Económicos e Industriales (Sadei) en 1990.

Estas cifras son sensiblemente inferiores a las de enero de 2017, cuando se contabilizaron 118 incendios forestales que quemaron 690 hectáreas.

Durante el pasado año, los incendios forestales en Asturias un total de 27.799 hectáreas, más que en cualquier año de la serie histórica iniciada por Sadei en 1990.

En concreto, en 2017 se contabilizaron en el Principado un total de 1.730 incendios forestales, casi el triple que los 630 registrados en 2016.

El 16 por ciento de la superficie quemada por estos incendios fue arbolada.

Octubre de 2017 fue el segundo mes de toda la serie histórica iniciada en 1990 con más superficie quemada por incendios forestales, con 12.964 hectáreas afectadas, cifra sólo superada por las 16.048 de diciembre de 2015, coincidiendo con sendas oleadas de fuegos.

Hasta ahora el peor año había sido 2015, cuando 1.552 incendios arrasaron en la región 21.824 hectáreas.

En 2016, la superficie quemada en incendios forestales en Asturias se había limitado a 1.544 hectáreas.