El Comercio

Gijón, 14 mar (EFE).- El entrenador del Sporting, Rubén Baraja, cuenta en estos momentos con un solo central, Juan Rodríguez, ya que Álex Pérez y Guitián se están ejercitando al margen y en la sesión de hoy se han retirado antes de tiempo Federico Barba y Quintero por problemas musculares y son duda para jugar el lunes en Huesca.

El Sporting comenzó hoy a preparar el partido el próximo lunes en el campo del Huesca, en el que Rubén Baraja recupera al centrocampista Álex Bergantiños, pero al que llega con muchos problemas en la parte central de la defensa por no poder contar con ninguno de los cuatro jugadores de la primera plantilla.

Álex Pérez es baja segura tras la doble fisura craneal que sufrió hace dos jornadas, mientras que Guitián no están recuperado de las molestias musculares que ya le impidieron jugar ante la Cultural, y Barba y Quintero se retiraron antes de tiempo también con problemas musculares aunque se espera que ambos se recuperen para el próximo partido que se juega el lunes.

Por su parte, Guitián estaba llamado a ser el sustituto del lesionado Álex Pérez pero a su vez sufrió un problema muscular que también le dejó fuera de la convocatoria ante la Cultural Leonesa, por lo que fue Juan Rodríguez quien finalmente jugó en un encuentro en el que la delantera leonesa no exigió mucho a la zaga sportinguista.

Rodríguez, el único central disponible en estos momentos, quiso poner calma en la situación y espera una evolución positiva de sus compañeros, pero que tiene muchas opciones de mantenerse en el equipo inicial donde siempre ha cumplido las veces que ha sido titular tanto en la posición de central como en la de lateral derecho en la que también jugó.

"Estoy más cómodo de central, que es donde jugué toda mi vida pero si hay que jugar de lateral también me adapto", confirmó el jugador, que se mostró encantado de cómo le están marchando las cosas esta temporada en la que está teniendo más protagonismo del esperado inicialmente.

Para Juan Rodríguez, "la llegada de Baraja ha cambiado mucho al equipo" y la clave es que "es un entrenador que tiene las ideas claras y las sabe trasmitir y el sistema que impuso le va bien al equipo", señaló.

El partido en Huesca supondrá la vuelta de Bergantiños, un hombre clave en el centro del campo rojiblanco, que cumplió ante la Cultural Leonesa un partido de sanción por acumulación de tarjetas y vuelve al equipo en un partido clave para calibrar el estado de forma del Sporting, que se mide al líder tras haber sumado 13 de los últimos 15 puntos en juego y sin haber encajado un gol en las últimas cinco jornadas.