El Comercio

Las temperaturas bajan diez grados

Un día lluvioso por las calles de Oviedo.
Un día lluvioso por las calles de Oviedo. / a. piña
  • Se prevén fuertes chubascos y habrá alerta amarilla por fenómenos costeros

Varias localidades asturianas superaron ayer los 30 grados de temperatura máxima. Ocurrió en Amieva (35,6), Cabrales (34,1), Pola de Lena (32,9) y Pola de Somiedo (31,9), pero eso ya es historia. La llegada de un frente frío por el Oeste hará que hoy los termómetros desciendan hasta diez grados en toda la región y serán pocos los lugares del Principado donde se superen los 20. Y ese descenso térmico llegará acompañado de abundantes lluvias y fenómenos costeros. Es una situación que se prevé se alargue durante casi toda la semana.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) advierte de que hoy se esperan precipitaciones persistentes que pueden ser localmente fuertes, al tiempo que las temperaturas máximas experimentarán un descenso notable. Tampoco será de extrañar la aparición de tormentas. Mañana la situación será similar, aunque las temperaturas seguirán descendiendo.

La situación en el litoral asturiano será complicada durante estos dos días, con vientos de componente Oeste que podrán ser fuertes con rachas muy fuertes. Por esta razón se ha activado la alerta amarilla para hoy y mañana ante la previsión de fenómenos adversos. El estado de la mar puede llegar a fuerte marejada con áreas de gruesa en el Este del cabo Peñas, mientras que la visibilidad se espera que sea ocasionalmente mala.

La situación meteorológica durante el resto de la semana continuará con lluvias y temperaturas bajas. Eso sí, no se esperan fenómenos adversos especialmente significativos, sino que habrá cielos cubiertos en toda la región con lluvias y chubascos generalizados. Pueden producirse tormentas y las temperaturas seguirán sin cambios. Los vientos, eso sí, continuarán siendo fuertes. Habrá que esperar hasta el viernes para que las temperaturas se recuperen de forma ligera, pero se mantendrán las lluvias y los chubascos, situación que, en principio, continuará durante todo el fin de semana.

«La llegada del otoño»

Modesto Sánchez, portavoz de la Aemet, aseguró que esta semana «se confirmará la llegada del otoño», debido a la entrada de «un frente frío que está asociado a una borrasca situado en las islas británicas». A pesar de que ese frente estará tres días sobre España, en los días posteriores se mantendrán las lluvias en todo el Norte peninsular. Lo que sí cree seguro es que en los próximos días «no se volverá a pasar calor».