El Comercio

El Principado se compromete a incentivar la actividad económica en torno al castaño

  • Así lo ha explicado la consejera de Desarrollo Rural durante la presentación de la Guía del castaño, la madera de Asturias, elaborada por la Asociación Asturiana de Empresarios Forestales de la Madera y el Mueble

La consejera de Desarrollo Rural y Recursos Naturales, María Jesús Álvarez, ha asegurado este viernes que el Gobierno del Principado continuará incentivando la actividad económica en torno al castaño con la investigación y con la mejora de la sanidad de la especie, una de las más importantes de Asturias y que ocupa 80.000 hectáreas, un 17 por ciento de la superficie forestal de la región.

Álvarez ha realizado estas declaraciones durante la presentación de la Guía del castaño, la madera de Asturias, elaborada por la Asociación Asturiana de Empresarios Forestales de la Madera y el Mueble y que ha sido presentada hoy en Oviedo. En una nota de prensa posterior, el Principado ha explicado que la consejería "se esfuerza desde hace años, a través del Plan del Castaño, en mejorar la sanidad de las manchas forestales y experimenta en los montes de utilidad pública".

La consejera ha destacado la colaboración existente entre el Servicio Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario del Principado de Asturias (Serida) y el Centro Tecnológico y Forestal de la Madera (Cetemas) en un grupo de investigación que ya la pasada legislatura presentó un plan de normalización de la madera de castaño para que pueda ser prescrita por los arquitectos. Esta iniciativa permite "una utilidad más para este producto, como es la construcción de edificios", según ha señalado.

En su opinión, la guía elaborada por Asmadera es "otro paso más en la labor de divulgación de la madera del castaño en Asturias, muy valorada por su calidad, por su calidez y porque permite su utilización tanto en construcción como en ebanistería". Ha subrayado, además, que algunas de las empresas de trasformación de la madera de castaño más importantes de Europa son asturianas y ha alabado al sector profesional, "que ha sabido sortear las dificultades de la crisis y ponerse al día para competir en un contexto complicado". "Un sector que queremos que cuente con lo mejor de la innovación y que se aplique a la actividad cotidiana de las empresas para que siga creando actividad económica", ha apuntado.

La mayor parte de los castañedos en Asturias están en manos privadas y se ubican en el Valle del Nalón, los concejos de Lena y Aller, norte de Tineo, sur de Valdés y Cangas del Narcea. Las grandes manchas de castaños públicos están en los concejos de Caso y Sobrescobio. Además de la investigación aplicada que promueve la consejería, Álvarez ha asegurado que actualmente se está investigando el chancro. "Estamos desarrollando un proyecto de silvicultura en los montes de Parque Natural de Redes para mejorar la situación sanitaria de las masas forestales en lo que tiene que ver con esta enfermedad, además de investigar otras plagas que amenazan al castaño en búsqueda de fórmulas para atajarlas, adelantarnos y preservar las masas forestales para que no merme su capacidad productiva", ha añadido.

A juicio de la titular de Desarrollo Rural, si el sector y la Administración continúan trabajando en proyectos serios, innovadores y aplicando la investigación y el conocimiento "en la dirección de dar valor a las producciones locales, estaremos contribuyendo al desarrollo rural y podremos competir en un mercado global, difícil y exigente".