El Comercio

El AVE ganó un 16% de viajeros con la nueva línea de León

  • En el primer año de alta velocidad hasta la capital leonesa, los viajeros entre Madrid y Oviedo subieron a 240.500 y a Gijón, a 145.800

Se cumple el primer aniversario de la entrada en funcionamiento del servicio de alta velocidad de Renfe en la línea Madrid-Palencia-León con un importante incremento en el número de viajeros. Según informa la compañía, las conexiones con Asturias son unas de las grandes beneficiadas, con un aumento del número de usuarios del 16%. En concreto, los viajeros entre Madrid y Oviedo pasaron de los 206.600 anuales antes de la apertura de la nueva línea a los 240.500 de los últimos doce meses. Por su lado, entre Madrid y Gijón se pasó de 125.600 a 145.800 usuarios.

Ni que decir tiene que el mayor beneficio de la apertura del nuevo tramo de alta velocidad fue para León, con un aumento de viajeros del 53%, superando los 467.000. El servicio a Palencia también tuvo un fuerte incremento, del 30%, llegando a los 207.000 pasajeros. Por contra, la relación con Santander, que también utiliza parte de este tramo, tuvo un modesto aumento del 7%, con 215.800 viajeros. En este año, el corredor Madrid-Palencia-León registró casi 3,8 millones de viajeros.

A la espera de que la alta velocidad llegue definitivamente a Asturias, la apertura del tramo hasta León supuso un importante ahorro en el tiempo de viaje en los servicios con el Principado, de una media de 45 minutos. Pero como siempre, cualquier comparación es odiosa y más al confrontar los tiempos de viaje entre la madrileña estación de Chamartín y León con los que resultan con Gijón, que es la estación término. Los 345 kilómetros que separan Madrid de León suponen un viaje de una hora y 53 minutos. El viaje más rápido hasta Gijón dura cuatro horas y 38 minutos (seis minutos menos en sentido a la capital de España), pero hay que tener en cuenta que también hay un servicio que invierte hasta cinco horas de viaje.

Cuando hace un año se inauguró el tramo de alta velocidad hasta León, Renfe se ponía un plazo de doce meses para incrementar el número de viajeros a Asturias un 24% y superar al autobús y al avión como opción favorita de los asturianos para viajar a Madrid. No llegó a ser una realidad, ya que, por ejemplo, las conexiones aéreas con la capital del reino aumentaron un 20% los viajeros debido a los vuelos de bajo precio, con la llegada de las ofertas de compañías 'low cost' como Iberia Express.