El Comercio

Asturias, paraíso cinematográfico

  • El Principado cuenta con un gran potencial de localizaciones elegidas por directores y productores para rodar escenas de películas y anuncios publicitarios

El paisaje verde, grandes edificaciones, el mar y la montaña a un paso... Son algunos de los motivos por los que Asturias se ha convertido en un reclamo cinematográfico. En los últimos años han sido muchas las películas que se han rodado en la comunidad. El concejo de Llanes es uno de los escenarios que más llama la atención a directores y productores cinematográficos.

Uno de los rodajes más conocidos fue el de la película de Juan Antonio Bayona 'El Orfanato' en 2006. La mansión-palacio donde se rodó gran parte de este filme se llama Partariú o Villa Parres, una finca privada colonial del siglo XIX construida por indianos. Está ubicada en las afueras del término municipal de Llanes y en la actualidad se encuentra en estado de abandono, aunque está bien conservada.

El acceso al lugar está restringido, con una entrada principal de hierro con barrotes y un candado. El entorno parece esconder un gran misterio y la fachada tiene un aspecto tétrico,. unas características que, unidas a las elevadas montañes en el horizonte y la riqueza patrimonial del entorno, empujaron al director catalán a elegir este enclave.

El popular cineasta José Luis Garci también escogió Llanes para rodar algunas de sus películas. En el cementerio de Niembro, por ejemplo, se desarrollaba 'El abuelo'. En este camposanto también se grabaron escenas de la serie 'La señora' o la cinta 'Epílogo', de Gonzalo Suárez. Esta localización tiene un gran atractivo por estar situada en una pequeña península natural que se adentra en la ría y, a pesar del ritmo de las mareas, las tumbas persisten allí desde hace más de dos siglos..

La playa de Toró es otro de los escenarios llaniscos más demandados por los cineastas. Ha servido de telón de fondo de títulos como 'La Balsa de Piedra', de George Sluizer;  'El Abuelo', de Garci;  'El Detective y la muerte', y  'Aoom', ambas de Suárez.

Esta condición que tiene Asturias como escenario perfecto para el cine no solo contribuye a difundir el nombre del 'Paraíso Natural, sino que ha servido para fomentar el turismo en la región. Algo que saben muy bien en el oriente de la región, en donde en 2009 pusieron en marcha un proyecto para dar a conocer los rodajes llevados a cabo en el concejo llanisco, bajo el nombre de 'Llanes de cine'. El itinerario cinematográfico, aunque no incluye la totalidad de las localizaciones, permite visitar hasta 25 lugares diferentes, dotados de fotogramas e indicaciones que harán las delicias de los amantes del séptimo arte.