El Comercio

La abogada de la consejería solicita acudir al Contencioso

La abogada que representaba a Educación en el juicio celebrado ayer por la demanda de once interinos por encadenar contratos temporales durante más de catorce años pidió el traslado del caso a los juzgados de lo Contencioso-Administrativo. Señaló que «no había fraude porque todos los contratos de interinidad eran legales», por lo que no correspondía la decisión a una sala de lo Social, tal y como explicó el letrado de la defensa, Manuel Martos. Según el abogado, la parte contraria no ha podido demostrar esa postura porque, en su alegato, «Educación reconoció que los contratos de los interinos pueden ser, como máximo, de seis meses prorrogables a un año» en caso de urgencia.