El Comercio

Retenciones de 4 kilómetros por las obras de la 'Y'

fotogalería

Atascos en la mañana de ayer, con la presencia de varios vehículos pesados. / DAMIÁN ARIENZA

  • Los principales problemas se registraron en las primeras horas del día y por la tarde, en sentido a Oviedo

El Ministerio de Fomento lo había avisado con bastante antelación. La Dirección General de Tráfico llevaba advirtiendo en los paneles informativos de la autopista desde hace días del inicio de las obras de mejora en la 'Y', en las inmediaciones de Lugones, en sentido a Oviedo. Pero muchos conductores parecieron no darse por enterados o, lo que es peor, decidieron no hacer caso de las advertencias. El caso es que los trabajos para mejorar el asfalto de la autopista que comenzaron a las nueve de la noche del viernes dieron como resultado importantes retenciones, que llegaron a los cuatro kilómetros.

No se puede decir que no se hubieran indicado desvíos alternativos para que los conductores no tuvieran problemas para acceder a la capital del Principado. Dos eran las posibilidades por vías de alta capacidad, además de otras como carreteras nacionales o de titularidad autonómica. Las dos autopistas recomendadas tuvieron durante todo el día una circulación fluida y apenas si se notó un incremento en el tráfico. La autopista AS-II, que une Gijón con Oviedo, se convirtió en la mejor opción para viajar entre ambas ciudades, mientras que la segunda posibilidad era la AS-64, con la posible conexión con la autovía minera, la AS-I, y que también estuvo expedita durante todo el día.

Los atascos ocurridos en la 'Y' durante las primeras horas de la mañana se achacaron al intenso tráfico de camiones que se dirigían a los polígonos industriales cercanos a Lugones. Pero los problemas volvieron a la autopista hacia las seis y media de la tarde y en esta ocasión eran turismos los que copaban la calzada de la autopista. Las retenciones llegaban prácticamente a la zona de las estaciones de servicio de Robledo.

El Ministerio de Fomento decidió reparar durante este fin de semana tras roturas en la calzada de la 'Y' entre los kilómetros 22,050 y 23, justo en la zona del enlace de Lugones, en sentido a Oviedo. Es preciso el corte total del carril afectado, que también es el del ramal de salida a Lugones. La previsión es que el tráfico quede completamente restablecido en esa zona a partir de las cuatro de esta tarde. Durante ese tiempo se colocará una nueva armadura metálica en la calzada y su correspondiente hormigonado, que precisa de un tiempo mínimo de secado para que sea resistente al tráfico de vehículos.