El Comercio

Primera alerta por lluvia y nieve

vídeo

Varios paseantes se protegen de la lluvia en Gijón. / DANIEL MORA

  • Una masa de aire polar bajará las temperaturas de forma drástica y dejará precipitaciones de hasta cuarenta litros por metro cuadrado

Asturias vive su primera alerta meteorológica del otoño. La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) advierte de que la situación en el Principado será complicada este fin de semana. En el litoral y el centro se esperan lluvias de hasta cuarenta litros por metro cuadrado en una hora. En los Picos y el suroccidente, la nieve puede llegar a un espesor de cinco centímetros. De hecho, las máximas asturianas no llegarán, en ningún caso, a los 15 grados, mientras que las mínimas podrán rozar el cero, como ocurrirá en el suroccidente asturiano.

Todo por la llegada de una masa de aire polar a la península que dejará un fin de semana lleno de lluvias, nieve y descensos de hasta 12 grados en las temperaturas. Así lo explicó Ana Casals, portavoz de la Aemet, quien explicó que en zonas del Cantábrico las precipitaciones podrán ser persistentes y acumular cien litros por metro cuadrado.

Según informó, la situación continuará inestable, por lo menos, hasta el próximo miércoles, con lluvias en zonas del norte. A este respecto, apuntó que hay probabilidad de que llueva en el litoral cantábrico, además de en el noroeste de Navarra, sistemas Central e Ibérico y sierras del sudeste. Ana Casals aseguró que, durante todos estos días «seguirá nevando en los sistemas montañosos y, durante la primera parte de la semana, la cota podría bajar incluso más».