El Comercio

La lista de espera quirúrgica de seis meses crece un 22%

  • El HUCA es el hospital que más ha elevado este registro, donde figuran 864 pacientes de la región

Frenar las listas de espera, especialmente aquellas en que los pacientes aguardan más de seis meses por una operación, es una de las prioridades del Servicio de Salud del Principado (Sespa). Pero, a solo unas semanas de finalizar el año, no logra controlar esta demora. Según los datos referentes al mes de octubre, en Asturias había 864 pacientes en esta situación, lo que supone 158 más que el mes pasado y un incremento porcentual del 22,3%. Oftalmología es la especialidad que más pacientes acumula en esta situación: 174. Y, de ellos, 122 para una operación de catarata.

En el desglose por centros hospitalarios, el HUCA es el que más ha contribuido a elevar el registro. En su caso, son 666 enfermos los que esperan desde hace más de 180 días por una intervención, cuando un mes antes eran 522. Hay, por tanto, 144 más (un 21%, en términos porcentuales) cuando en el resto el incremento no ha sido tan elevado. Así ocurre en Cabueñes, que ha pasado de 149 a 153, o el San Agustín, con veinte enfermos más en esta lista de espera. La novedad con respecto a septiembre es que aparecen cinco pacientes en esta situación en el Hospital Monte Naranco.

Según los datos que hizo públicos ayer el Sespa a través de su página web, en Asturias hay 18.573 personas pendientes de entrar en el quirófano frente a los 18.458 de septiembre. La demora media es de 80 días, un dato que ningún complejo hospitalario sobrepasa, salvo, de nuevo, el Hospital Central, con 92 días de espera. Estas cifras salen a la luz cuando los facultativos amenazan con una huelga médica del 12 al 16 y del 19 al 23 ante la negativa del Sespa a devolverles los días de Nochebuena y Nochevieja, que este año caen en sábado. A este asunto -que el gerente, José Ramón Riera- tenía previsto tratar ayer con los gerentes de las áreas sanitarias- se refirió también el diputado popular Carlos Suárez, quien advirtió que, de materializarse la movilización, las listas de espera empeorarán y reclamó un plan de choque contra las demoras.