El Comercio

La excelencia en formato facultad

De izquierda a derecha, Julio Antonio González, exvicerrector y exdirector de Departamento; José Muñiz (decano entre 1999 y 2008), Serafín Lemos (decano entre 1991 y 1998), Marcelino Cuesta (decano entre 2008 y 2016) y José Carlos Nuñez, decano actual de Psicología.
De izquierda a derecha, Julio Antonio González, exvicerrector y exdirector de Departamento; José Muñiz (decano entre 1999 y 2008), Serafín Lemos (decano entre 1991 y 1998), Marcelino Cuesta (decano entre 2008 y 2016) y José Carlos Nuñez, decano actual de Psicología. / ÁLEX PIÑA
  • Psicología celebra este jueves las bodas de plata de su particular independencia

  • EL COMERCIO reúne a sus cuatro decanos, que ensalzan el nivel docente e investigador de una disciplina «que ha tenido que pelear» mucho

Lo que comenzó siendo un «'embolao'» acabó transformándose en una «excelente» realidad. La Facultad de Psicología vestirá sus mejores galas este jueves, a las 12 horas en el salón de grados, y lo hará para festejar los pasos andados desde aquel lejano 1991, año en el que se desligaba definitivamente de Ciencias de la Educación. No significaba el principio de esta disciplina, puesto que la Universidad de Oviedo ya la ofrecía desde 1976. Era el comienzo de una independencia que en estos 25 largos años ha ido afianzándose en profesorado, alumnado e infraestructuras.

EL COMERCIO ha reunido en el Decanato de Psicología a quienes se han encargado de los designios de la Facultad en este tiempo. Ellos han sido los encargados de elaborar planes de estudios, de enfrentarse al cambio de Bolonia, de bregar y seguir haciéndolo para sumarse a la categoría de Ciencias de la Salud y de hacerse 'en propiedad' con uno de los edificios más señoriales e históricos de la institución: el monasterio de San Vicente. Son Serafín Lemos (1991-1999), José Muñiz (2000-2008), Marcelino Cuesta (2008-2016) y el recién aterrizado José Carlos Núñez. Junto a ellos, el exvicerrector de Profesorado y durante años director del departamento, Julio Antonio González.

Los cinco se erigen como voces autorizadas para presumir de lo que se atreven a considerar «la historia del éxito». «Estamos ante una de las mejores facultades de Psicología de España. Hay pocas que tengan el tono docente e investigador de ésta. La excepción aquí es que los profesores no tengan sus sexenios», apunta José Muñiz. Todo corroboran sus palabras. Y Carlos Núñez añade: «No solo son buenos científicamente hablando. Son generosos. Promueven la movilidad de sus becarios».

Pero para llegar hasta aquí no todo ha sido un camino de rosas. Sobre todo en el reconocimiento de la disciplina. Serafín Lemos explica que la «Ley de Ordenación de Profesiones Sanitarias no considera la psicología como una carrera sanitaria, pero el psicólogo especialista, el que hace el PIR, ese sí es sanitario. Eso es un problema, porque hablamos de dos vías: el psicólogo especialista y el sanitario».

Para atajar esa problemática se creó el Máster en Psicología General Sanitaria, que solo oferta veinte plazas para una demanda de 190 personas. «El número limitado es porque tienen unas prácticas clínicas muy exigentes. Los alumnos tiene un gran nivel», aseveran.

Fechas clave

Es difícil resumir 25 años de historia porque a la cabeza de sus protagonistas se vienen numerosas fechas. Destacan algunas, como el año 89, antes de la independencia, con la puesta en marcha por parte de José Muñiz y otros profesionales de la revista 'Psicotema', la primera en España que tuvo reconocimiento internacional; el propio 1991, cuando Serafín Lemos se hizo cargo del «embolao» que le planteaba el entonces rector José Sebastián López Arranz; o el «duro proceso» de Bolonia con el que tuvo que lidiar Marcelino Cuesta y que dio como resultados los dos grados de Psicología y Logopedia, cuya acreditación fue renovada en 2006 con felicitación incluida de los evaluadores. También fue clave el año 2009, cuando, recuerda Julio Antonio González, se firmó el concierto entre Universidad y Principado para la utilización de los centros sanitarios (HUCA, Cabueñes y San Agustín) para investigación y docencia. Un convenio que «llevó su tiempo, pero luego fue puesto de modelo para otras autonomías». La Facultad, de hecho, está representada en la comisión paritaria mixta que analiza la marcha del concierto.

¿Cuáles son los retos de futuro?. El actual decano lo tiene muy claro: para empezar, la involucración del centro en el grado de Criminología que la Universidad de Oviedo tiene previsto implantar y cuyo protagonismo comparten con Derecho.

Junto a ello, aumentar el número de Máster de la Facultad. Al de Psicología General Sanitaria, se ha unido ya el de Investigación en Neurociencias, un máster interdisciplinar con Medicina que funciona ya en aquella facultad y que se espera traer a Psicología en cursos venideros. Pero también se tiene la mirada puesta en otros campos de especialización: el de la educación ,«para que el psicólogo educativo vuelva a ser lo que algún día fue», y el forense.

Mientras, la Facultad de Psicología puede presumir, además, de contar con dos representantes en la recién creada Academia Española de Psicología: el propio José Muñiz y José Ramón Fernández Hermida.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate