El Comercio

El Principado verificará cada parcela afectada por la polilla de la patata

La consejera presidió la reunión de la Mesa del Sector Lácteo.
La consejera presidió la reunión de la Mesa del Sector Lácteo. / E. C.
  • Modificará el Plan de Desarrollo Rural para fomentar con un millón de euros la transformación de las ganaderías a ecológico

La consejera de Desarrollo Rural y Recursos Naturales, María Jesús Álvarez, aseguró que desde Asturias no se harán «trampas» en relación a la plaga de la polilla guatemalteca de la patata, sobre la que el Gobierno regional dirá «exactamente lo que esté pasando». «Vamos a verificar sobre el terreno lo que sucede y tomar las medidas apropiadas sin ningún tipo de temor a equivocarnos», afirmó Álvarez, quien explicó que las iniciativas a aplicar están recogidas en un real decreto ministerial, por lo que son de «obligado cumplimiento». Así lo manifestó la responsable de Desarrollo Rural, que ayer asistió a la reunión de la Mesa del Sector Lácteo del Principado. A su juicio se trata de las medidas que los expertos entienden que hay que poner en marcha para intentar detener el avance de una plaga «no sencilla», en referencia a las iniciativa que se conocen como «efectivas» al prohibir la siembra, la comercialización y la venta de las patatas en los concejos afectados. Asimismo, apuntó la necesidad de establecer medidas de control en las zonas tampón que rodean a los puntos donde radica la plaga y hacer un seguimiento muy exhaustivo de la evolución.

Álvarez señaló que la fase actual se sitúa en la retirada de la semilla que hubieran comprado los productores, mientras que el levantamiento de cultivos y la destrucción de lo sembrado «vendrá a continuación».

Por su parte, el director general de Desarrollo Rural y Agroalimentación, Jesús Casas, señaló que este momento se están volcando los datos geográficos obtenidos, y se plantea ir a visitar uno a uno los afectados para verificar las superficies afectadas, que podrían alcanzar entre 500 y 1.200 pequeñas parcelas.

5% menos de explotaciones

En otro orden de cosas, la consejera también se pronunció sobre la pérdida, cifrada en un 5%, de explotaciones ganaderas. María Jesús Álvarez afirmó que pretende remediar la situación transformando las ganaderías en ecológicas. Para ello, modificará el Plan de Desarrollo Rural, en el que se pretende invertir un millón de euros. Álvarez reconoció la importancia de la Marca de Calidad, para lo que es necesario llegar a un acuerdo con la industria para «que garantice la trazabilidad de la leche», ya que en Asturias se transforma más leche de la que se produce.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate