El Comercio

El HUCA analiza marcadores genéticos de ochocientos pacientes de párkinson

Operación de estimulación cerebral profunda practicada ayer en el HUCA a un paciente parkinsoniano por el equipo del cirujano Javier Sol.
Operación de estimulación cerebral profunda practicada ayer en el HUCA a un paciente parkinsoniano por el equipo del cirujano Javier Sol. / E. C.
  • El hospital recibe una beca del Fondo de Investigación de la Salud para estudiar el deterioro cognitivo de los enfermos asturianos

El laboratorio de Genética del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) prevé reclutar a 800 pacientes asturianos con párkinson con el objetivo de realizar un seguimiento de sus marcadores genéticos para identificar la existencia de factores de riesgo que ayuden a predecir el desarrollo de un deterioro cognitivo. Así lo anunció ayer la Consejería de Sanidad coincidiendo con la celebración del Día Mundial del Párkison, «la segunda patología neurodegenerativa más frecuente en los países desarrollados».

El equipo investigador de la enfermedad, formado por profesionales del Laboratorio de Genética Molecular y de la Unidad de Enfermedades Neurodegenerativas del HUCA, ha recibido una de las becas del Fondo de Investigación en Salud (FIS) que concede el Instituto de Salud Carlos III para buscar marcadores genéticos y clínicos que permitan predecir si las personas afectadas de párkinson desarrollarán un deterioro cognitivo. Los directores del proyecto son la responsable del Laboratorio de Genética, María Victoria Álvarez, y el neurólogo Germán Morís.

Dos mil afectados en la región

En España esta patología afecta a entre el 1 y el 2% de la población mayor de 65 años. En Asturias se calcula que hay más de dos mil personas afectadas. La prevalencia podría ir en aumento en las próximas dos décadas por el aumento de la esperanza de vida y la alta tasa de envejecimiento. Los pacientes del estudio serán reclutados por el HUCA y el Hospital de Cabueñes, en Gijón.

Además de la investigación, la enfermedad de párkinson en el HUCA se aborda en la Unidad de Enfermedades Neurodegenerativas del Área de Neurología, que dirige el doctor Sergio Calleja. El hospital es centro de referencia del Sistema Nacional de Salud para la cirugía funcional. Cada año se realizan unos 25 procedimientos, que se conocen como estimulación cerebral profunda y está indicada para pacientes en los que el tratamiento farmacológico ha perdido eficacia y presentan grandes temblores, tensión, rigidez, movimientos lentos o dificultades para caminar y realizar actividades cotidianas.

Por otra parte, la Asociación de Párkinson de Asturias instaló en el hospital gijonés de Cabueñes una mesa divulgativa para dar a conocer este trastorno, del que se declaran diez mil nuevos casos al año en España, y ofrecer el asesoramiento necesario a los pacientes y familiares para mejorar calidad de vida con terapias rehabilitadoras, actividades lúdicas y el apoyo en la investigación.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate