El frío sigue instalado en Asturias

El frío sigue instalado en Asturias

Adif mantiene que la lluvia causó el desprendimiento aunque IU apunta al «mal» mantenimiento de la red. Se usaron autobuses durante dieciséis horas

ÓSCAR PANDIELLO GIJÓN.

Las condiciones meteorológicas, que obligarán a mantener la alerta naranja por nieve en toda la zona interior del Principado durante la jornada de hoy, también fueron las causantes, el día de ayer, de diversos incidentes. Entre otros, una conductora gallega perdió el control de su coche a la altura del kilómetro 6,5 de la CO-4, en la subida hacia los Lagos de Covadonga. Su turismo, además, colisionó con el vehículo de los responsables de la guardería del Parque Nacional.

El accidente, que tuvo lugar a las 15.50 horas del miércoles, no se saldó con daños personales. El vehículo, sin embargo, pasó 22 horas a la intemperie debido a la dificultad para acceder tanto para la máquina quitanieves como para la grúa. Ayer, la quitanieves ascendió a la zona del accidente y en torno a las 13 horas se remolcó el coche.

Las autoridades recomiendan extremar las precauciones en la carretera durante toda la jornada de hoy. Ayer, el frente ártico dejó abundante nieve en la región, lo que obligó a utilizar cadenas en hasta diecisiete puertos de montaña, una cifra que se vio reducida con el paso del día a San Isidro, Connio, Tarna, Cobertoria, Somiedo, San Lorenzo y Ventana.

Las temperaturas, por su parte, registraron sus mínimas en Degaña (3,4 grados bajo cero), el Puerto de Pajares (3,1 grados negativos) y San Antolín de Ibias, con 1,7 grados bajo cero. Respecto a las precipitaciones acumuladas, la jornada de ayer dejó 20,6 litros por metro cuadrado en Colunga, 15,1 en Castropol y 10,2 en Villayón.

Noticias relacionadas

20 centímetros de nieve

La situación que se vivirá a lo largo del día y del fin de semana, por otro lado, no será muy distinta respecto a la de ayer. Según los datos de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), se espera que la nieve supere los 20 centímetros por encima de los 1.000 metros mientras que entre los 600 y los 1.000 metros de altitud se esperan de 5 a 15 centímetros.

Para las zonas más cercanas al mar se esperan chubascos frecuentes durante todo el fin de semana, con mayor incidencia en la mitad oriental del Principado. Las temperaturas, por su parte, se mantendrán bajas pero estables en toda la región con una ligera subida prevista para la jornada del domingo.

Pero el más grave ayer ocurrió en la línea ferroviaria Laviana-Gijón que se topó con un obstáculo insalvable pocos minutos después de iniciar su marcha. Pasadas las 6.20 horas de la mañana, un desprendimiento de tierra a cuatrocientos metros del apeadero de San Vicente, en El Entrego, provocó que se saliera el primer eje del convoy y, después, que descarrilara. Afortunadamente, tanto los cinco pasajeros que viajaban en el tren como el maquinista salieron ilesos del accidente. El temporal y las aguas caídas en los últimos días, según Adif, fueron el único motivo del descarrilamiento, que si bien no contó con daños personales sí afectó notablemente a la maquinaria.

Los cinco pasajeros y el conductor tuvieron que ir caminando, unos cientos de metros, hasta el apeadero de San Vicente, desde donde fueron llevados por carretera a sus destinos. Desde ese momento, el servicio quedó interrumpido entre Laviana y Tuilla durante dieciséis horas, lo que obligó a habilitar varios autobuses lanzadera para cubrir por carretera el tramo afectado. En total, se suspendió la conexión ferroviaria en un total de cincuenta viajes. A las 22.25 horas se retomaba la circulación íntegra en este tramo con el último tren del día que cubre esta ruta, que salió desde Gijón.

El diputado de Izquierda Unida Ovidio Zapico, sin embargo, no compartió las explicaciones de Adif. El accidente, más allá de estar motivado por un desprendimiento de rocas como sostiene la compañía, tendría, desde su punto de vista, mucho que ver con «el mal estado de la trinchera» por la que circula el servicio, un problema que «ya viene de tiempo atrás».

De hecho, calificó de «lamentable» cómo se encuentra la red de cercanías. «Solo hay una solución y es que el ministro de Fomento proponga un plan inmediato para renovarla. Si no, un día va a ocurrir una desgracia», añadió Zapico.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos