«Quien dice que el ganadero duerma vigilando su cabaña es un sinvergüenza»

Un mapa de Asturias y varios expedientes sobre la mesa en el despacho de Fernando Lastra. / ÁLEX PIÑA
Un mapa de Asturias y varios expedientes sobre la mesa en el despacho de Fernando Lastra. / ÁLEX PIÑA

Fernando Lastra, Consejero de Infraestructuras, Ordenación y Medio Ambiente: «Nadie debería anticipar nada de los procesos del partido, ni promoverse ni descartarse. No pertenezco a esa cultura»

RAMÓN MUÑIZ OVIEDO.

Fernando Lastra (Cangas del Narcea, 1958) supera los cien días con una cartera llena de ultimátums. Salvar a ZALIA y Sogepsa de la quiebra dependerá de los acuerdos a los que llegue en unas semanas. También está el reto de resucitar el área central y debe convencer a cada ciudadano de que ha de triplicar su reciclaje para evitar que Bruselas multe a la región.

-¿Cuál ha sido su mejor día aquí?

-A Miguel Boyer le preguntaron que por qué nunca se reía; dijo, 'hombre, soy ministro de Hacienda, si encima me río...'. Yo soy consejero de cuestiones como la fauna salvaje y la contaminación. Si los lobos han matado a doce terneros de una familia, ya se te oscurece el día.

-Alguna alegría se llevará...

-Muy efímeras. Esta semana la Confederación Hidrográfica respondió a un requerimiento que hice en septiembre del colector de Avilés. Son 18 millones de toneladas al año que ya no verterán a la ría, lo que es una potencia ambiental enorme.

-En dos semanas aprobarán los protocolos que regulan qué hacer según el grado de contaminación del aire. ¿Le pondrán coto al coche?

-En momentos de estabilidad del aire necesariamente tendremos que adoptar medidas, concretamente con el tráfico pesado; lo incorporamos pero todo tiene que ir graduado. No tenemos una situación como Madrid, o las grandes ciudades europeas donde el coche está excluido del centro. Nosotros estamos lejos de esas soluciones, pero las cosas van por ahí.

-En marzo la discusión era si se impedía el acceso a los coches viejos esos días y se abarataba el bus.

-Sí, pero tenemos que ser eficaces. No tenemos mecanismos de control tecnológico para, por ejemplo, controlar que un día entren las matrículas pares o impares y quizás no nos da tiempo a tener dispositivos en los buses para reducir la tarifa...

-¿No los tenemos?

-No, pero quiero tenerlos, este año o el que viene. Estos problemas vienen para quedarse y hay que renovar la tecnología del transporte público.

-¿Oviedo tendrá protocolo?

-Sí, es un protocolo único, para Avilés, Oviedo, Gijón y las cuencas.

-¿Qué le dice a El Lauredal?

-Es la zona que concentra la actividad industrial más importante de Asturias. Las autorizaciones ambientales a esas empresas tienen que se cada vez más exigentes, poner limitaciones y vigilar que se cumplan las inversiones. No me satisface una política de sanción permanente.

-Residuos. Su plan recoge la opción de quemar basura fuera...

-No, no. El plan dice que una parte del residuo va a vertedero, otra se recicla, otra es compost y otra se transforma en combustible.

-Y si ese combustible no se quema aquí, se quema fuera.

-A algún sitio tiene que llevarse, pero ese combustible tiene menos emisiones que el carbón.

-Para IU es un «sucedáneo» de la incineradora.

-¿Dónde está la opinión científica para que desaparezca la ocurrencia y el alarmismo no documentado? No se quema basura en ningún caso. Lo que se quema es un combustible controlado, producido según especificaciones europeas y cuyas emisiones se conocen. Es lo que dice el plan hecho por los técnicos.

-Los técnicos son de una empresa que es la que hizo el anterior plan, el que concluía que lo mejor era la incineradora que iba en su programa electoral. ¿Se equivocaban?

-Nuestro modelo de valorización era Dinamarca, los países que son punteros en reciclaje y tienen incineradoras. Yo hablé con todos, excepto con Podemos, y les hice la misma pregunta, y nadie me dijo que apoyaría eso. Por eso hemos tomado una decisión. Está descartada. Ahora también quieren descartar la valorización química y ni dentro ni fuera. Entonces, ¿qué hacemos? Le han otorgado un valor moral a la incineración. ¿Y los vecinos de Campañones? No podemos eliminarles el vertedero como queríamos.

-Variante de Pajares. Fomento pondrá ancho internacional.

-Los túneles no se hicieron para discutir el ancho de vía, eso es una cuestión técnica. Se hicieron para que vayan mercancías y pasajeros. Yo no reivindico un ancho determinado, sino un uso mixto.

-Les valía el planteamiento anterior, con un túnel en ancho ibérico, pero Fomento dice que eso obligaría a cerrar ese túnel cuando se ponga en obras el segundo.

-Los informes de nuestros técnicos y de la sociedad civil aseguran que podíamos tener una solución. Aquí todo cambia en una negociación presupuestaria, donde un grupo con un solo diputado usa el ancho estándar como una cuestión dogmática, lo que lleva al absurdo de tener ahora que levantar parte de la vía puesta.

-¿Para cumplir las reglas de la UE?

-Es una falsedad decir que según ellas la alta velocidad solo tiene una vía posible. Lo importante es que la solución responda a nuestros intereses económicos. ¿Es que la solución que patrocinaba la anterior ministra no era acorde a los reglamentos europeos? ¿Es que no era alta velocidad?

-¿Al final Álvarez-Cascos fue más influyente que el Principado?

-El Principado no era determinante en una votación parlamentaria, Foro sí. En España tenemos que convivir con la posibilidad de que exista el chantaje político. Debería haber alternativas a que un grupo que hace representación parlamentaria muy orientada territorialmente se convierta en un 'lobby'.

-El ministro De la Serna afirma que en todas partes le piden AVE menos aquí.

-Nosotros hablamos de alta velocidad. Los técnicos y juristas dicen que no es excluyente el ancho ibérico con la alta velocidad.

-Hizo una declaración institucional con Galicia y Castilla y León en favor del corredor cantábrico. ¿Por qué no estaba Cantabria?

-No hay una razón objetiva. La referencia que hicimos al corredor cantábrico era la manera de vincularlos, porque ellos están en una dinámica de conexión a Bilbao.

-¿Van a hacer controles de lobos en los Picos y Amieva?

-Los Picos tiene plan de gestión, que dice que si se dan una serie de circunstancias, se puede actualizar y aumentar. Es lo que defiendo. Hemos detectado que la manada 'Lagos de Covadonga' se ha desdoblado, hay al menos dos ejemplares que se han separado y actúan. Hay que incrementar el control porque el lobo incrementa el daño. En agosto he firmado 27 terneros, vacas y ovejas. Es un problema real, tiene que ver con la vida de las personas. Lo que digo es que hay un plan, con 45 exacciones, y quiero cumplirlo.

-Le toca el tema.

-Los ganaderos necesitan que la administración tenga empatía con su problema, porque ha habido asimetría. Cuando un grupo ambientalista protesta todo se para, porque se considera que tiene más legitimidad, una autoridad moral sobre el ganadero. Yo al ganadero tengo que entenderlo, ver cómo vive ese problema. No puedo considerar que duerma en el monte vigilando su ganado. Quien dice eso es un sinvergüenza, porque quiere mantenerlos en términos de miseria.

-No le será difícil entenderse con el nuevo PSOE de la FSA.

-Nunca tuve problemas para entenderme con el PSOE mientras sea el PSOE.

-Se rumorea que se presentará a las primarias.

-¿Quién? No me ha llegado eso.

-¿Lo descarta?

-¿El qué? ¿El rumor? Sí, claro.

-¿En qué condiciones...

-Sería una temeridad, de verdad, hablar de eso. Soy una pieza del Gobierno y tenemos un proyecto que sacar adelante. Nadie debería anticipar nada de los procesos del partido, ni promoverse ni descartarse. No pertenezco a esa cultura.

-Pero su compromiso va más allá de Javier Fernández.

-Me acuesto y me levanto político. Siempre he dependido de las decisiones colegiadas, no pertenezco a la cultura de los que se autoproponen.

-Diga un defecto de Javier Fernández.

-La confianza que depositó en alguna gente que se convirtió en su mayor enemigo.

-Otro de Adriana Lastra.

-Es demasiado joven para tener defectos.

-¿Y de Fernando Lastra?

-Fernando Lastra no confiesa un defecto aunque lo maten.

-¿Ni si le invito a un vino?

-Es que quizás ese es mi defecto. No bebo.

Lea la entrevista en la edición impresa y en

Fotos

Vídeos