Cadasa estudia gestionar el suministro de agua potable de todos los concejos

Julio Antonio Pérez, Fernando Lastra e Ignacio García Palacios, al inicio del acto. / PABLO LORENZANA
Julio Antonio Pérez, Fernando Lastra e Ignacio García Palacios, al inicio del acto. / PABLO LORENZANA

La norma europea obliga a administrar el ciclo de abastecimiento completo, lo que llevaría a los ayuntamientos a realizar importantes inversiones

MARCO MENÉNDEZ OVIEDO.

La gestión del agua potable puede cambiar en la gran mayoría de los municipios asturianos. Unas cada vez más exigentes normas comunitarias de economía circular, es decir, de asumir la gestión completa del ciclo del agua, hacen que sea difícil que los ayuntamientos pequeños lo puedan asumir económicamente. De ahí, la necesidad de hacerlo de manera consorciada. Cómo acometer este reto fue analizado ayer, en la sede de la Federación Asturiana de Concejos, con el estudio de los sistemas que funcionan en la actualidad en Bilbao, Badajoz y Gijón. De las conclusiones tomará buena nota el consorcio de aguas asturiano Cadasa para aplicarlo en la región.

El presidente de la federación de concejos, Ignacio García Palacios, explicó ayer que «cada ayuntamiento por su cuenta podría hacer un servicio público de gestión integral del agua, pero más caro porque no tiene la economía de escala», por lo que abogó por el consorcio.

El caso es que Cadasa suministra actualmente los grandes volúmenes de agua a varios municipios, especialmente del centro de Asturias. El reto es que asuma la gestión hasta que llegue al grifo de los vecinos.

El consorcio ya trabaja con agrupaciones de ayuntamientos del occidente asturiano, de la zona del Nalón y, en breve, con los de la comarca oriental. Esa gestión integral, tanto para población como para industrias, puede traer otro beneficio, como es «presentar el agua como un recurso diferenciado que nos permita alguna ventaja competitiva», explicó el consejero de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente, Fernando Lastra. En esto es ejemplo el reciente acuerdo alcanzado con ArcelorMittal para garantizar el suministro de agua a su factoría de Avilés.

Lastra indicó que «Cadasa inicia un nuevo reto, participar en la distribución para cumplir el compromiso de las nuevas exigencias comunitarias de economía circular, mejorando la eficiencia energética con rebajas en los consumos y el aprovechamiento de la red de abastecimiento para producir energía».

El consejero indicó que es importante implicar a la población, por lo que se desarrollará una campaña de divulgación similar a la realizada sobre el reciclaje. En su opinión, «Cadasa tiene que prepararse para un nuevo escenario europeo más exigente», dando al consorcio «una dimensión regional que le permita abordar el ciclo integral del agua, dentro de un modelo supramunicipal. Ese es el nuevo modelo que queremos diseñar para Cadasa, con un mejor servicio y una mayor garantía en la gestión».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos