Los cónsules piden facilidades para atender mejor a «gente formidable»

Foto de familia de organizadores, ponentes y representantes de los países participantes en el congreso de Cangas de Onís. / NEL ACEBAL
Foto de familia de organizadores, ponentes y representantes de los países participantes en el congreso de Cangas de Onís. / NEL ACEBAL

El II Congreso Regional de Inmigrantes y Emigrantes reivindica una oficina común para los países sin representación diplomática en Asturias

E. C. CANGAS DE ONÍS.

Los consulados desean mejorar su atención a quienes, desde otros países, emigran a España en busca de unas condiciones favorables para desarrollar sus proyectos personales y familiares, pero detectan algunas dificultades para cumplir su función como les gustaría y merece «gente formidable que tuvo la necesidad de salir de su zona de confort», explicó Rafael Bustamante, cónsul general de Ecuador.

El caso es que algunas de las reivindicaciones que ayer se pusieron de manifiesto en la inauguración del II Congreso Regional de Inmigrantes y Emigrantes de Asturias, que organiza la asociación Comigras, no parecen muy complicadas de atender. Así, Paulo Alberto da Silveira, cónsul general de Brasil, aseguró que «hacen falta más eventos que congreguen a los emigrantes para que puedan recibir la información que necesitan. En España hay unos 160.000 ciudadanos de Brasil, además de los 370.000 que vienen anualmente de turismo, y es posible que muchos no conozcan que tanto en Madrid como en Barcelona tenemos consejos de ciudadanos con vistas a proporcionarles toda la información que pueden necesitar. Por eso es imprescindible que congresos como éste que organiza Comigras se celebren no una vez al año, sino tres o cuatro si es posible, y no solo en Asturias, sino en toda España».

Manuel del Castillo, responsable de protocolo de Comigras y exsecretario del Cuerpo Consular del Principado, coordinó ayer la ponencia en la que los cónsules hablaron de su trabajo. «Algo que llevamos bastante tiempo reivindicando en Asturias -dijo Del Castillo- es una oficina que pueda servir para que los cónsules de países que no tienen representación diplomática en la región puedan utilizarla cuando la precisen para satisfacer las necesidades de sus representados. Lo hacen periódicamente en hoteles, por ejemplo, pero sería mejor que la Administración regional facilitase esa instalación».

La proximidad, explicó Del Castillo, es importante porque «un trámite que a lo mejor cuesta cinco dólares se encarece mucho si hay que acudir a Madrid o a Bilbao para realizarlo. Además, hay personas impedidas que no tienen facilidades para desplazarse».

Aunque Madrid alberga las embajadas, los cónsules generales suelen también tener sede en la capital porque «los embajadores ostentan la representación política, mientras que los cónsules se encargan de los trámites administrativos».

Colaboración institucional

Entre las personas que asistieron ayer al desarrollo del II Congreso Regional de Inmigrantes y Emigrantes de Asturias se encontraba la diputada por Asturias del Partido Popular Susana López Ares. «Vengo a escuchar las experiencias y peticiones de los ciudadanos de países hermanos que están viviendo en Asturias. Sobre todo, para ver qué podemos mejorar para que se sientan cómodos en nuestro país. Esta es tierra de emigrantes y tenemos la responsabilidad de dar los servicios y cubrir las necesidades a quienes ahora son emigrantes en nuestro país, para que se sientan bien acogidos. Venezuela es ahora el país del que tenemos más refugiados y queremos que sepan que cuentan con el apoyo del Gobierno del Partido Popular», manifestó a EL COMERCIO. No obstante, la diputada del PP por Asturias abogó por un trabajo conjunto de todas las administraciones en este sentido y destacó que «hay buena colaboración entre las consejerías de las diferentes comunidades autónomas y el Gobierno del Estado».

Además de debates y ponencias, el congreso incluye un mercadillo y una exposición para divulgar la cultura de los países participantes.

Fotos

Vídeos