El Comercio

El alcalde del concejo de Langreo, Jesús Sánchez.
El alcalde del concejo de Langreo, Jesús Sánchez. / E. C.

«A algunos les preocupa que este gobierno se consolide y usan a la Virgen para desgastar»

  • Jesús Sánchez Alcalde de Langreo

  • «Puedo asumir que sea mayoritaria la opción de quienes defienden la permanencia de la talla en el Consistorio, pero en ningún caso es la única»

El alcalde langreano, Jesús Sánchez (Izquierda Unida), habla de la polémica suscitada tras ordenar el traslado de la imagen de la Virgen del Carbayu, que ocupaba un lugar protagonista en la Casa Consistorial, a la capilla de la residencia de mayores de Ciaño. Sostiene que con las protestas se buscó desgastar el pacto de gobierno que mantienen IU y Somos en el concejo.

-Los detractores de la retirada de la imagen de la talla de Virgen le acusan de generar desunión entre los vecinos.

-Es opinable y respeto todas las opiniones. La Virgen es un símbolo de unión para una parte de la ciudadanía. Pero yo he recibido quejas de vecinos que iban a casarse al Ayuntamiento y rechazaban la presencia de ese símbolo religioso. Puedo asumir que sea mayoritaria la opción de quienes defienden la permanencia de la talla en el Consistorio, pero en ningún caso es la única. Y aquí estamos hablando de derechos y de igualdad. Mi obligación es garantizar que no haya privilegios de un culto sobre otro.

-No se arrepiente de haber tomado esta decisión.

-Es un signo religioso y debe de estar en un lugar de culto.

-Viendo lo que sucedió, con un tenso enfrentamiento el martes entre partidarios de que siguiera en el Consistorio y concejales del equipo de gobierno, ¿habría gestionado el traslado de otra manera?

-Seguro que había otras fórmulas. Si hubiese habido acuerdo para retirar la imagen se podría haber retirado de otra forma. Pero sin ese acuerdo, lo hicimos con la máxima dignidad y respeto. No se sacó a las dos de la mañana, fue a las tres de la tarde, cuando se acabaron las actividades normales del Ayuntamiento. No sé si lo que quería el PP era montar otra algarada, probablemente buscaban que anunciáramos la salida para mandar a sus huestes a quebrar la mayoría democrática. Nadie del PP ni del PSOE ni de Ciudadanos ha mostrado su rechazo a los insultos e intento de agresión. Pensaba que era un elemento común que nos unía a todos...

-¿Fue una buena idea que concejales del gobierno bajaran el martes y se quedaran ante los manifestantes?

-Estaban en el lugar en el que tiene que estar, en el Ayuntamiento, para lo que fueron elegidos. ¿O querían que nos escondiéramos en los despachos? Los representantes elegidos democráticamente, guste o no guste, estaban escuchando las posiciones de quienes se estaban manifestando. Si esta concentración se celebra en el parque de La Felguera y hubiésemos estado allí podría haberse entendido como una provocación, pero es que estábamos en el lugar en el que ejercemos nuestras funciones. ¿Si alguien se manifiesta delante del Consistorio hay que cerrarlo y escondernos en los despachos? Eso no responde a un principio democrático básico.

-¿Es reo de sus socios de gobierno, Somos, como asegura el PP?

-Yo también podría decir que los populares son reos de la ultraderecha, de los ultracatólicos, de los nostálgicos del anterior régimen; podría decir tantas cosas..., pero no merece la pena.

-¿El pacto de gobierno goza de buena salud?

-Ése es uno de los problemas; algunos pensaban que iba a durar poco. Y están muy cabreados, entre ellos el PP, porque saben que es un gobierno coordinado que está peleando por los intereses por los vecinos, que planta cara a las administraciones y que, en este caso, defiende la igualdad de todos los ciudadanos de este municipio. No hay fisuras y estas cosas, aunque no les guste, unen más a los miembros del gobierno.

-Cambiando de tercio, ¿planea un incremento de tasas para el próximo ejercicio?

-No está decidido, pero en que estos momentos no nos lo planteamos. En todo caso, hay que analizar las cuentas y puede haber algún matiz en alguna de ellas, pero no hay perspectiva de ello.

-¿Ya han comenzado a trabajar en el próximo presupuesto?

-Llevamos un mes en ello; estamos con el responsable de Hacienda -Luis Baragaño, de Somos- sobre este asunto.

-¿Habrá variaciones respecto al de este año?

-Vamos a hacer un trabajo conjunto con el remanente de tesorería de 2016 y el patrimonio municipal del suelo para intentar tener una inversión importante en el municipio. A algunos sectores les preocupa esto, precisamente, que se consolide este gobierno e instrumentalizan el conflicto por la Virgen para desgastar.

-¿Puede hablar ya de cuantías?

-Es pronto y después se recordaría cualquier variación.

-¿Se va recurrir de nuevo al crédito?

-No lo descartamos, pero todo va a depender de cómo cuadren las prioridades que queremos poner en marcha, los servicios municipales son fundamentales.