El Comercio

La subida del IBI en Langreo afectará al 10% de la industria del municipio

Antiguas oficinas de Duro Felguera situadas en el parque viejo de La Felguera.
Antiguas oficinas de Duro Felguera situadas en el parque viejo de La Felguera. / J. C. ROMÁN
  • La compañía Duro Felguera y Langrehotel, entre las empresas que, previsiblemente, se verán más perjudicadas

Una subida 'específica' del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) ha sido la fórmula elegida por ele equipo de gobierno langreano para cuadrar sus presupuestos, como anunció ayer EL COMERCIO. El gobierno local, donde tienen mayoría absoluta IU y Somos, ya planteó en una primera comisión al resto de grupos de la oposición su intención de aplicar el tipo máximo posible a sectores como la industria, hostelería, almacenes, oficinas, área urbanística y comercial.

Y es que la ley permite la aplicación de esta subida para el 10% de los inmuebles de máximo valor en cada una de las categorías. La primera afectada sería la industria del municipio, de la que ese porcentaje del 10% tiene un valor de 65,6 millones repartidos e n propiedades de varias firmas. Una de las que están en el punto de mira sería la compañía Duro Felguera, que posee varios inmuebles en el concejo del valle minero, pese a su deslocalización.

De hecho, aunque el Consistorio pretende aplicar un tipo del 1,1% (máximo permitido por la ley) al 10% de la industria, en otros sectores la medida no tendrá tanta repercusión. Así, en la hostelería, nunca se llegará al 10% del sector y sólo afectaría a un solo inmueble que suma un valor de cinco millones de euros. Es el caso de Langrehotel, uno de los principales dañados, hasta el punto de que el recibo del IBI le subiría en 16.000 euros más.

Las oficinas que serán alcanzadas por la subida tienen un valor total de 5,1 millones, en 7,01 millones están valorados los almacenes afectados , y en el área urbanística (solares urbanizables) se verán afectados varios del municipio que juntos suman 12,8 millones. En cuanto actividades comerciales, aquellas afectadas están valoradas en 17,3 millones.

Finalmente, en el apartado dedicado a la Iglesia, el nuevo tipo de IBI no tendrá ninguna repercusión dado que los inmuebles de mayor valor son lugares dedicados al culto y por ley están exentos de abonar el impuesto.

La oposición langreana, en principio, no ha mostrado un rechazo frontal a la propuesta del gobierno local, pero ha solicitado más datos para su evaluación, antes de presentar sus propias propuestas, que en principio no estarían muy en desacuerdo con la subida en el epígrafe relativo a las industrias del concejo.

Fuentes empresariales mostraron ayer su temor a que este aumento pueda incidir en algunas actividades comerciales que, en la actualidad, suponen trabajo para muchos vecinos. Recuerdan que el nuevo tipo podría afectar a medianas superficies de alimentación, bancos, oficinas y almacenes, entre otros muchos. Incluso apuntan que algunas de las propiedades afectadas están en régimen de alquiler y esta subida repercutiría en sus propietarios, pero no en las multinacionales.

Temas