El Comercio

El PSOE exige al alcalde una solución al «preocupante» conflicto social de Ciaño

  • La edil María Fernández pedirá explicaciones en la comisión de Interior y los vecinos estudian movilizarse ante las constantes amenazas

La portavoz del grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Langreo, María Fernández, ha anunciado que va a trasladar a la comisión de Interior que se celebra mañana la «preocupante» situación que se está viviendo en Ciaño, «con situaciones de acoso y un problema social». Un conflicto, agregó, que se ha trasladado a La Felguera, donde se ha registrado un nuevo hecho de amenazas contra un alumno del colegio de La Salle, hijo de la víctima de una agresión esta semana en Ciaño. «El alcalde, Jesús Sánchez (IU), quien tiene que actuar. Se tiene que poner al frente para dar una solución a este delicado conflicto», dijo en referencia a que los implicados son menores.

Fernández, a pesar de esta última circunstancia, entiende que el regidor tiene que ponerse «al frente» para dar una solución al problema que se vive en el concejo -«ya se ha traspasado el ámbito de Ciaño»- y poner las medidas sobre la mesa «para que el conflicto no vaya más allá y suceda algo de lo que haya que lamentarse».

Y es que la escalada de acoso que se vive en Ciaño está creciendo de forma alarmante, tal y como denuncian las asociaciones vecinales de la población. El último capítulo se vivió en la tarde del viernes cuando un grupo de chavales esperaba a la salida de un colegio felguerino al hijo del hombre que había sido agredido esta semana, un acto de acoso motivado como represalia por la denuncia por la agresión. «El chaval problemático le sacó una navaja a otro menor y, al final, agredieron a su padre», contaban las asociaciones.

Los colectivos vecinales señalan que, además, «los padres de otras dos niñas, ante tanto temor, han denunciado la situación así como el propio centro» felguerino. Se espera que estas reclamaciones hagan actuar «a la fiscalía competente y se dé cuenta de una vez por todas de la gravedad del asunto». «Están completamente destrozados», afirmaban en la agrupación de asociaciones vecinales en alusión a los miembros de la familia que está sufriendo el acoso.

«Desamparo total»

Las asociaciones de vecinos de Ciaño aseguran sentirse «completamente desamparadas» desde hace unas semanas. Desde entonces, un grupo de menores está protagonizando actos de «acoso y de vandalismo» en la población. Por eso, los colectivos vecinales piden un nuevo encuentro con el regidor de Langreo en el que quieren trasladarle la necesidad de convocar una Junta Local de Seguridad «en la que estén todos los implicados policiales y municipales» para poner fin a este problema.

Los vecinos aseguran que las denuncias y que éstas se hagan públicas «sirven de muy poco». Entienden que ya han aguardado demasiado tiempo a que se adopten medidas y advierten de que no están dispuestos a que esta situación se prolongue más en el tiempo. Así las cosas, ya hay partidarios de salir a la calle y organizar movilizaciones para dar mayor visibilidad al problema que padecen. Exigen que se haga algo para que los delincuentes no crean que Ciaño es un lugar en el que cualquiera pueda ir «a cometer sus fechorías».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate