El centro social de Pando abrirá mañana tras la creación de una gestora

Un momento de la reunión que mantuvieron vecinos y Ayuntamiento en el centro social de Pando. / J. C. ROMÁN

Formada por seis vecinos y constituida de forma provisional, su misión es mejorar el clima social tras la pelea que acabó con denuncias por lesiones

MARTA VARELA PANDO (LANGREO).

Los usuarios del centro social de Pando han decidido hacer un esfuerzo por entenderse después de que una pelea terminara el lunes con varias denuncias por lesiones ante el Cuerpo Nacional de Policía. A raíz de este suceso, el equipo de gobierno de IU-Somos, con el alcalde Jesús Sánchez a la cabeza, decidió cerrar el equipamiento. Ayer el primer edil se reunió con los vecinos para reconducir la situación, ya que, como se pudo advertir desde el principio y a lo largo del encuentro (que contó numerosas intervenciones), existe una fuerte división.

El regidor fue tajante desde el inicio de la asamblea: tal y como ya les había avanzado estos días de atrás, para volver a abrir el centro era imprescindible contar con una junta gestora. Así, propuso a los presentes que seis vecinos tomasen de forma provisional las riendas del centro y que esta unión sirva de coordinadora para gestionar el equipamiento, «contando con las ideas, propuestas y necesidades de las dos asociaciones que utilizan el centro».

Porque es la asociación de vecinos y una de jubilados las que usan el espacio, pero a pesar de compartirlo desde 2005 no han logrado superar las rencillas.

Día del Socio

Los vecinos tenían interés en que el centro abriera mañana para celebrar el Día del Socio, pues lo llevan preparando desde hace una semana. Finalmente, la petición se verá cumplida, puesto que aceptaron la propuesta del equipo de gobierno de crear una gestora.

El centro, por tanto, abrirá sus puertas. También lo hará el bar, aunque su actual adjudicataria dejará de serlo el próximo domingo por decisión propia, ante el clima de enfrentamiento existente.

La gestora propuesta por el alcalde y aceptada por todos los vecinos será la encargada de mantener el orden entre los usuarios del centro. Muchos vecinos señalaron tras el encuentro que «tenemos que poner de nuestra parte para unir a los vecinos y volver a vivir en un Pando tranquilo, donde no haya enfrentamientos».

Con este espíritu, esos seis usuarios, a los que el Ayuntamiento les pidió «por favor» su colaboración para reconducir la actual situación de tensión, comenzarán a trabajar.

Así, una reunión que comenzó con demasiada tensión terminó con la firma de una paz, al menos de forma provisional.

Y es que, al finalizar el encuentro, que duró en torno a una hora, algunos vecinos mostraron sus dudas sobre que las diferencias puedan salvarse. «Esperamos que, al menos, en el centro social pueda reinar la paz, pero entre vecinos no se va a olvidar tan pronto este enfrentamiento», apuntaron. Los residentes no quisieron desaprovechar la ocasión de contar en el barrio con dos ediles y el propio alcalde para hacerles un reproche: «Tenéis el barrio abandonado; necesitamos muchas cosas», y les enumeraron algunas de las deficiencias que quieren que se reparen. La cancha deportiva, la zona de escaleras, el cementerio son algunos de los espacios de los que quieren que el gobierno municipal se haga cargo para efectuar en ellos las reparaciones en el menor tiempo posible.

Temas

Langreo

Fotos

Vídeos