El derribo del viejo cuartel de la Guardia Civil de Langreo se inicia en dos semanas

Un vecino corre por las inmediaciones del viejo cuartel. / J. M. PARDO
Un vecino corre por las inmediaciones del viejo cuartel. / J. M. PARDO

El Ayuntamiento hará oficial esta semana el nombre de la empresa adjudicataria que se hará cargo de los trabajos

JUAN SAN MARTÍN LA FELGUERA.

Las obras de derribo del viejo cuartel de la Guardia Civil de Langreo ya son una realidad. «Hoy o mañana haremos oficial el nombre de la empresa que se hará cargo de los trabajos. Sólo una compañía se presentó a la puja por llevar a cabo el derribo», explicó ayer el alcalde de Langreo, Jesús Sánchez, quien reconoció que «estamos a la espera de que la empresa adjudicataria entregue la documentación definitiva para anunciar, de manera oficial, su nombre», comentó. Sánchez explicó que así lo acordó la mesa de contratación celebrada el pasado viernes, y que aprobó la adjudicación de este proyecto.

El regidor langreano aseguró que los trabajos de demolición comenzará dentro de dos o tres semanas y tendrán un coste de entre 96.000 y 97.000 euros. El derribo, comentó también, durará entre dos y tres meses. Está previsto que en el terreno que ahora ocupa el viejo cuartel se construya un aparcamiento provisional. «Todavía no sabemos el número de plazas que tendrá. Depende de cual sea el modelo que presente la empresa, una vez que lo conozcamos empezaremos a estudiar el sistema de entradas y salidas al recinto», comentó Sánchez.

Estas obras serán gestionadas y contratadas por el Ayuntamiento de Langreo pero será Sogepsa (Sociedad de Gestión y Promoción de Suelo de Asturias) la encargada de hacer frente al pago de dichos trabajos, en tres plazos cuatrimestrales. Fue una de las premisas que llevó a uno de los partidos de la oposición, el PP a votar en contra de esta decisión, abogando que «Sogepsa es una empresa que se encuentra en serias dificultades», según explicó Alberto Benito, para quien «con los particulares no se tienen tantas concesiones». A título personal, Benito reconoció que «me parece raro que solo se haya presentado una empresa para llevar a cabo la ejecución de la obras».

Polémicas políticas y judiciales

El edificio ubicado en el centro de Langreo trae consigo una larga historia de polémicas, tanto políticas como judiciales, ya que en un principio el cuartel era propiedad de Giese (Gestora de los Inmuebles del Ministerio del Interior), pero finalmente fue la empresa asturiana Sogepsa la encargada de hacerse cargo del recinto.

En el aspecto político, el viejo cuartel también fue motivo de disputas entre las distintas formaciones. Recientemente, Mercedes Fernández, presidenta del PP en Asturias, lo puso como ejemplo apuntando a la «desidia del Gobierno regional en llevar a cabo su derribo». También lo comparó con la «obra interminable» del soterramiento de las vías de Feve a su paso por Sama y La Felguera, que lleva en construcción desde el año 2009.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos