La disputada plaza de un técnico de Turismo

Langreo desestima la reclamación de varios de los aspirantes y estudia judicializar el caso | Solo cuatro de los diez candidatos iniciales pasan a la segunda prueba del concurso-oposición, que será el miércoles

MARTA VARELA LANGREO.

El gobierno de Langreo ha sacado una plaza de técnico de Turismo con las expectativas puestas en la contratación de una persona capacitada tanto para «diseñar y redactar proyectos en inglés como acudir a ferias internacionales en representación del municipio». Buscan una persona que «no sea un mero informador turístico, sino un técnico de grado medio con las mejores capacidades posibles». De ahí que, en las bases del concurso-oposición, se requiriera el título C1 de inglés. La exigencia no estuvo exenta de polémica.

Una vez conocida esta decisión, algunos aspirantes y otras personas inicialmente interesadas que al final no pudieron optar a dicha plaza pusieron en tela de juicio que la petición de dicho nivel de inglés fuese aleatoria. Comenzó así, ya en septiembre del año pasado, una campaña de boca o boca y en redes sociales en la que se aseguraba que la plaza se había diseñado pensando en una persona en concreto, poniendo en duda la objetividad del proceso. Es algo que siempre ha negado el equipo de gobierno, de IU-Somos, que recuerda que se siguió el trámite habitual, «exponiéndolo en la página web municipal y siguiendo un proceso limpio y honesto».

Hubo quien llegó a hacer público el nombre de la persona a la que supuestamente se quería beneficiar e incluso se habló de su amistad con personal del ayuntamiento. También, y a raíz de la petición de un vecino, se decidió sustituir al presidente del tribunal del concurso-oposición al entender que era amigo de la citada aspirante. A pesar de los cambios y las reiteradas explicaciones sobre la legitimidad del proceso, algunas personas continuaron criticando su desarrollo. Se planteó una reclamación, pero ésta fue desestimada.

Ante los recelos que ha provocado todo el proceso, el alcalde, Jesús Sánchez, reiteró la intención de su gobierno de «buscar un perfil técnico, profesional, alguien que planifique un plan de turismo integral para el municipio y participe en la promoción del concejo dentro y fuera del país, si fuera necesario». Y ante las acusaciones vertidas por algunas personas contra el personal municipal, los ediles y aspirantes al puesto, el regidor considera que es posible que «tengan que ser aclaradas en el juzgado».

Al puesto, que forma parte de la Oferta Pública de Empleo de 2016, pudieron presentarse finalmente diez personas, que realizaron el primer examen el 31 de enero. Un día antes, varios protagonizaron una protesta en dependencias municipales por la forma de llevar el proceso de concurso-oposición. Queda pendiente la segunda prueba -idiomas y supuesto práctico-, que tendrá lugar el miércoles y a la que se presentarán las cuatro personas que consiguieron superar el primer examen.

Temas

Langreo

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos