Las dos estaciones de esquí se preparan para la temporada

Operarios de Valgrande-Pajares preparan los cañones de nieve artificial. / E. C.
Operarios de Valgrande-Pajares preparan los cañones de nieve artificial. / E. C.

Valgrande prueba su sistema de nieve artificial para este fin de semana y Fuentes instala ya los elementos de seguridad en sus pistas

A. FUENTE EL BRAÑILLÍN.

Quedan siete días para el inicio oficial de la temporada de esquí en Asturias y los más ansiosos no dejan de mirar las previsiones meteorológicas para los próximos días. Los directores de las estaciones de Valgrande-Pajares y Fuentes de Invierno también están pendientes de esas predicciones, señalan destacando que se trata de eso, de posibilidades. Pero están ahí. Y es que se espera que el frío llegue a la región el viernes y que puedan llegar las precipitaciones en forma de nieve en las cotas altas. «Parece una locura -dice el responsable de la estación lenense, Javier Martínez Iglesias-, porque hoy (por ayer) tenemos a pie de pista 17 grados de temperatura; pero ya estamos listos para su llegada».

De hecho, indicaba Martínez Iglesias, los empleados del equipamiento ya están alerta para poner en funcionamiento el sistema de nieve artificial a lo largo de este fin de semana. En Fuentes, estaban ayer preparando los sistema de seguridad en la parte alta de la estación. Su responsable, Jorge Fernández Fierro, señalaba que para este fin de semana se esperaban espesores de hasta diez centímetros de nieve, lo que sería una buena base para comenzar la temporada blanca el día previsto, el próximo jueves.

¿Y si hay exceso?

Las primeras precipitaciones y la bajada de temperaturas se esperan para el viernes y la gran nevada podría llegar el martes o el miércoles, según los datos meteorológicos. «Valgrande puede estar lista en 12 horas para el inicio de la temporada en el caso de que llegue mucha precipitación», señalaba Martínez Iglesias.

Los directores prefieren que haya exceso de nieve, aunque ello también pueda conllevar un posible retraso en el inicio de la temporada hasta que se preparen las pistas. Todo está en el aire, destacan. Y es que es preciso conocer la cantidad exacta de nieve caída para poder hacer un cálculo exacto de las posibilidades de arrancar los motores de los remontes. Fuentes, una estación más pequeña que la lenense, podría abrir por sectores hasta su acondicionamiento completo.

Se espera que a lo largo del fin de semana pueda haber esos mencionados espesores iniciales, ideales para preparar las pistas para las nuevas precipitaciones, que podrían dejar una capa de hasta 40 centímetros a partir de la mitad de la próxima semana si se cumplen las previsiones actuales.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos