El Güesperon inicia la lucha para reabrir la piscina de Pénjamo

Deterioro de la piscina de Pénjamo, cerradas en 2010. / M. V.

La jira de las fiestas de San Pedro será el punto de partida de una campaña de recogida de firmas para exigir la apertura de las piscinas

MARTA VARELA LANGREO.

Los vecinos de Pénjamo habían avisado en sus fiestas patronales. Han salido «del estado zombi en el que se encontraban», según dicen, y, comandados por la Asociación Cultural El Güesperon, inician la lucha por recuperar su barrio. El primer paso, lo darán este lunes en la jira a Castandiello, durante las fiestas patronales de San Pedro, La Felguera, con el comienzo de una campaña de recogida de firmas para pedir a las instituciones la apertura del recinto deportivo de Pénjamo.

La reapertura de las piscinas al aire libre es la principal reivindicación de esta asociación. El cierre, en 2010, de esta instalación por parte del Principado -propietario de las mismas- supuso un duro golpe para este barrio felguerino ya que era el centro del ocio langreano durante la época estival. El cierre dejó a los langreanos sin su principal foco de ocio, ya que la instalación cuenta con una amplia zona verde. A pesar de tener abiertas las piscinas de Riaño, éstas no son suficiente para la gran demanda. En la actualidad, muchos langreanos se ven obligado s a acudir a otras piscinas del valle del Nalón, algo que rechazan desde El Güesperon. Según dicen, «tenemos las instalaciones de Pénjamo y queremos que las abran para disfrutar de ellas. No hay porqué salir de Langreo».

Su reclamación va dirigida a las instituciones locales y regionales, les piden encontrar una solución a este espacio. Y recuerdan que los vecinos no van a cesar en esta petición y que las acciones se irán incrementando hasta conseguirlo. Las últimas estimaciones hablan de una inversión de 200.000 euros para poder abrir dichas instalaciones.

Temas

Langreo

Fotos

Vídeos