«Lo importante es que el centro de lesionados abra, con nombre o sin él»

El regidor de Langreo sostiene que «es el Imserso quien tiene que dar explicaciones de si hay problemas con la denominación o no»

M. VARELA LANGREO.

El regidor langreano, Jesús Sánchez, no está dispuesto a que nada pueda retrasar aún más la apertura del centro de lesionados medulares de Barros. Por eso, ayer, tras indicar que desconocía los problemas reales que hay con el nombre del centro -«eso es competencia del Imserso, ellos tienen que saber si ocurre algo o no»-, indicaba que «en Langreo solo queremos que se desbloquee su apertura y pueda ponerse en funcionamiento este mismo año, atendiendo ya a los pacientes que lo necesitan». El regidor puntualizó que «si el problema es el nombre, desde mi respeto y admiración hacia el físico británico, se puede aplazar y realizar los trámites con el centro ya abierto, que es lo más importante».

«Esperamos que en breve se apruebe la orden ministerial que asegure su apertura en el menor tiempo posible; el resto de asuntos se pueden ir solucionando con el centro sociosanitario en funcionamiento», insistió.

No descartó que pueda haber un requerimiento para pedir explicaciones por la utilización del nombre Stephen Hawking, aunque aseguro desconocerlo. Dejó claro que sus esfuerzos se centran en que su apertura se haga este mismo año y que insistirá en esta petición que considera «legítima y justa. Primero para los enfermos y, después, para los vecinos de Langreo».

Fue en julio de 2008 cuando se presentó el anteproyecto de este centro, de referencia estatal, y su nombre.

Comparecieron la entonces consejera de Bienestar Social, Pilar Rodríguez, y la ex alcaldesa de Langreo, Esther Díaz. Acerca de su denominación, la consejera explicó que el Gobierno regional había contactado a través de la Fundación Niemeyer, que dirigía Natalio Grueso, con el científico y que éste había dado autorización para utilizar su nombre.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos