Langreo iniciará «en breve» la obra del aparcamiento en la parcela del cuartel

La parcela del viejo cuartel, sin escombros. / JUAN CARLOS ROMÁN
La parcela del viejo cuartel, sin escombros. / JUAN CARLOS ROMÁN

Los trabajos para la retirada del escombro ya finalizaron, dejando una gran superficie diáfana

A. FUENTE LANGREO.

Las máquinas ya han retirado, prácticamente, la totalidad de los escombros del derribo del viejo cuartel de la Guardia Civil de Langreo, que se encontraba entre Sama y La Felguera. La montaña apilada de cemento y ladrillo ha dejado paso ahora a una parcela diáfana. El alcalde del concejo, Jesús Sánchez (IU), indicaba ayer que las obras de adecuación del aparcamiento que se prevé para el terreno -hasta que la propietaria, Sogepsa, busque una salida final a la superficie- se iniciarán «en breve».

Se espera que el recinto tenga una capacidad para más de un centenar de vehículos. Los primeros trabajos para el desmantelamiento del inmueble, que se encontraba en situación de ruina y generaba riesgo para los viandantes de la zona, comenzaron a principios del pasado agosto, con la instalación de vallas y la retirada de las cubiertas de fibrocemento (uralita). Posteriormente, ya entraron las excavadoras que se encargaron de demoler los edificios existentes en las instalaciones del cuartel. La empresa encargada de esta actuación, Pronalón, se hizo con la adjudicación de este proyecto por un importe de 96.000 euros. La firma langreana ofertó una rebaja de 4.000 euros respecto al presupuesto base de la licitación. Esta cuantía será abonada por Sogepsa al Consistorio, tras alcanzar las partes un acuerdo que sucedió a un largo litigio para determinar qué entidad debía hacerse cargo de esta actuación.

Largo proceso

El proceso se culmina, así, tras largos enfrentamientos y disputas entre el Principado, el Ayuntamiento y la Giese, entidad que gestiona los equipamientos de la Guardia Civil. Fue en 2014 cuando Interior recibió las llaves del nuevo cuartel -ubicado a pocos metros del antiguo-, en una obra que fue ejecutada por Sogepsa y que culminó en 2010. Sin embargo, por discrepancias entre las administraciones, sobre cuál de ellas debía hacerse cargo del IVA de la obra, se retrasó la entrega del inmueble para su derribo, ejercicio tras ejercicio. La sociedad mixta invirtió unos 5,4 millones de euros en el nuevo equipamiento. El viejo cuartel fue construido en virtud de un convenio firmado en octubre de 2006 entre el Ayuntamiento de Langreo, Giese y Sogepsa.

Temas

Langreo

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos