Morcín quiere negociar con Hunosa una cesión gratuita del Museo de los Quesos

El edificio del museo ha sufrido actos vandálicos tras años de abandono. / JESÚS MANUEL PARDO
El edificio del museo ha sufrido actos vandálicos tras años de abandono. / JESÚS MANUEL PARDO

El alcalde, Maximino García, desvela que la adquisición del recinto a la hullera pública pudo tener coste cero hace diez años

ALEJANDRO FUENTE LA FOZ.

Una de las prioridades que puso sobre la mesa el nuevo equipo de gobierno de Morcín, de Izquierda Unida, es la puesta en funcionamiento del Museo de los Quesos de La Foz. Se trata de un proyecto que se desarrolló en las antiguas tolvas de carbón junto al pozo Monsacro, que ha supuesto ya una inversión de más de un millón de euros y que está sin uso desde su culminación, en 2008. Uno de los principales problemas detectados por el nuevo alcalde, Maximino García 'Mino', es la titularidad del recinto, «que sigue siendo propiedad de Hunosa». La intención del regidor es iniciar una negociación con la hullera pública para lograr «la cesión gratuita de las instalaciones». Tras este paso, se trabajaría para dar contenido al equipamiento.

Mino, no obstante, es consciente de que no va a ser una tarea fácil. De hecho, puede que ya la cesión a coste cero sea «casi imposible», por la probable repercusión de los impuestos que conllevaría un cambio de titularidad. Este aspecto genera especial malestar en el regidor porque, según desvela, hace diez años «se pudo conseguir este traspaso sin coste alguno para el Ayuntamiento, pero la dejadez del anterior equipo de gobierno socialista lo impidió». Otra de las posibilidades que hay sobre la mesa para lograr la propiedad del equipamiento es su compra, una operación que se estima en unos 60.000 euros.

Una vez superado este escollo está el del contenido; el anterior alcalde, el socialista Jesús Álvarez Barbao, ya dijo en diversas ocasiones que para llenar el recinto y poder abrirlo al público sería necesaria una cantidad económica que el Ayuntamiento no podía asumir.

Esta cifra la ha calculado el Partido Popular en unos 60.000 euros. Los diputados regionales de esta formación Emma Ramos y Luis Venta visitaron a final del año pasado las instalaciones y anunciaron iniciativas parlamentarias en la Junta General para reactivar este museo. A día de hoy sigue sin haber un planeamiento.

Los cálculos del anterior gobierno local son muy distintos. Los socialistas ya indicaban que la apertura anual del recinto supondría un coste de casi 180.000 euros al año. Y apuntaban que sería necesario añadir otros 800.000 euros al dinero ya gastado para completar el equipamiento del recinto. Eso era la estimación inicial, de cuando se redactó el proyecto.

Tras años de abandono, el edificio presenta multitud de daños fruto de la desidia y de los actos vandálicos. Ese dinero, recordaba Barbao, estaba comprometido con los fondos mineros y nunca llegó al concejo. Mino es consciente de que no habrá solución a corto plazo, pero afirma que hay que trabajar por ello.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos