El parque de La Mayacina tendrá flora autóctona y espacios para niños y mayores

Delia Campomanes, a la izquierda, antes de la asamblea. / J. M. PARDO
Delia Campomanes, a la izquierda, antes de la asamblea. / J. M. PARDO

Colectivos vecinales y responsables políticos fijan los criterios para diseñar el espacio, que cuenta con 1,15 millones de los fondos Feder

ALEJANDRO FUENTE MIERES.

Hace justo una semana se reunía el grupo de seguimiento (formado por un representante de los partidos en Mieres, otro del Foro de Medio Ambiente y tres que salieron de los grupos de debate de la asamblea abierta) para ordenar los criterios con los que se quiere diseñar el futuro parque urbano de La Mayacina. Ayer se celebró otro segundo encuentro vecinal en el Auditorio Teodoro Cuesta, en que se abordaron ya los principales elementos que habrá que tener en cuenta. La edil de Desarrollo Sostenible, Delia Campomanes, detalló los principales: que el plan resultante «no puede superar el presupuesto», fijado en 1,15 millones de euros; tiene que contar con un «mantenimiento asumible por el Ayuntamiento»; debe tener, en su mayoría, una zona verde utilizable por los vecinos; flora autóctona; un espacio inter-generacional; ser accesible y contar con un perímetro totalmente abierto.

La construcción de este parque es la obra más importante recogida en la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado (EDUSI). De hecho, este proyecto cuenta con un presupuesto, que esos mencionados 1,15 millones de euros. Todo el plan de regeneración urbana suma 6,2 millones de euros, cofinanciados con fondos europeos Feder (casi cinco) y el propio Ayuntamiento (el resto).

La concejal señaló que «será a lo largo de este trimestre cuando se culmine la redacción del proyecto con las propuestas de los propios vecinos, se licite y se ejecute a lo largo de este año». Con esta actuación se abordará uno de los principales problemas en el desarrollo urbano del concejo y se suprimirán unas 600 plazas de aparcamiento en una explanada que ahora es de tierra.

Tendrá que ser accesible y con un mantenimiento «asumible» por parte del Ayuntamiento

Alternativa

Durante mucho tiempo la iniciativa privada proyectó desarrollar un aparcamiento bajo tierra. Pero hubo escaso interés por el alto coste previsto (unos seis millones de euros) y la previsión de baja rentabilidad. El equipo de gobierno desechó ya esta idea y se decantó por la construcción de una zona de ocio, la que ahora se impulsa. De forma previa, el Ayuntamiento desarrollará otras áreas de aparcamiento previstas en la EDUSI antes de la supresión de La Mayacina.

De hecho, se prevé que a lo largo de este mes se licite la obra para acondicionar la zona de estacionamiento en Oñón, actuación que supone una inversión prevista de casi 242.000 euros.

Lo que pretende la estrategia -con varias actuaciones hasta el 2020- es transformar el eje urbano central de la localidad convirtiéndolo en una ciudad que, sin abandonar su determinación física, se convierta en un trama lineal que garantice la atención al medio ambiente, el cuidado y regeneración del parque de edificios residenciales y el patrimonio; que modernice y haga eficaces sus dotaciones y atienda al bienestar de sus colectivos de población dominante. También se quiere convertir en un centro urbano atractivo para frenar la despoblación y atraer nueva actividad económica.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos