«No podíamos aguantar más insultos y menosprecios en el seno de nuestro partido»

García Vijande, Alonso, Álvarez Barbao y Rosana Fernández. /  ROMÁN
García Vijande, Alonso, Álvarez Barbao y Rosana Fernández. / ROMÁN

Jesús Álvarez Barbao, junto con los otros ediles de Morcín dimisionarios, afirma que el problema en la agrupación es profundo y viene de lejos

ALEJANDRO FUENTE SANTA EULALIA (MORCÍN).

La herida en la Agrupación Municipal de Socialista de Morcín es muy profunda. La dimisión en bloque de los cuatro concejales de la formación en el Ayuntamiento -entre los que se encuentra el anterior alcalde, Jesús Álvarez Barbao- es solo la consecuencia de una larga cadena de desencuentros que comenzaron desde el inicio del mandato y tras las elecciones municipales de 2015, cuando el PSOE perdió un concejal de los cinco obtenidos en 2011. «Soy consciente de que hemos cometido muchos errores, pero eso no es razón para que se nos falte el respeto, se nos insulte y se nos menosprecie, a quienes éramos cargos públicos, en el seno de nuestra propia formación». El antiguo regidor compareció ayer en la sede de la agrupación el día después de haber presentado su renuncia al acta junto con el resto de ediles; Fernando Alonso, Rosana Fernández y Xuan García Vijande. «El partido está dividido y a nosotros se nos ha tratado como el enemigo», añadió.

Los desencuentros quedaron más en evidencia cuando fue imposible consensuar una lista única para el congreso municipal del pasado mes. «Me pidieron que yo encabezara una candidatura y creí que era para unir a la formación. Al poco tiempo, no sé si por presiones externas al partido, esa lista se rompe y yo decido renunciar a optar a la dirección de esta agrupación», señalaba Fernando Alonso. Barbao puntualizó que la propuesta de Víctor Martínez logró 23 votos a favor y 16 abstenciones. ¿De dónde vienen esos insultos y faltas de respeto? No dan nombres, pero apuntan claramente al otro bando «y a quienes nunca se han enfrentado a un resultado en unas elecciones municipales», criticó el exregidor.

Intermediación de la FSA

Martínez ya criticó que la decisión de los cuatro ediles de la formación en bloque es una irresponsabilidad y que se ha hecho ya daño al PSOE. «No estoy de acuerdo. El daño se haría si hubiéramos continuado mostrando nuestras diferencias con la ejecutiva local. Nos marchamos porque no se nos quiere y para que la nueva dirección pueda desarrollar su política», dijo Álvarez Barbao.

Alonso insistió en que el problema es netamente municipal y negó discrepancias con la nueva dirección del partido en el ámbito regional. «Yo, que apoyé las candidaturas de Pedro Sánchez y Adrián Barbón, no me siento, para nada, decepcionado con la FSA. Todo lo contrario, porque mantuvimos reuniones para intentar solventar este problema y no fue posible acordar esa lista de consenso por la que tanto trabajamos por culpa del otro bando», afirmó Fernando Alonso.

El PSOE de Morcín se enfrenta ahora con el problema de llenar el hueco dejado por los cuatro ediles que presentaron -el lunes al mediodía- su renuncia al acta en el registro municipal. «Del resto de componentes de la lista , cuatro ya han renunciado a entrar en el Ayuntamiento», decía Alonso. La candidatura cuenta con un total de once nombres -los asientos de la Corporación- y tres suplentes. Por su parte, Martínez ya dijo que se está trabajando en el seno de la formación para cubrir esas vacantes.

Agonía socialista

«Soy militante de a pie, algo que ya deseaba ser», afirmaba Barbao. Recordaba que ha estado trabajando desde 1977 como afiliado y casi veinte años en el Ayuntamiento, «trece de ellos en la soledad de la Alcaldía». Dice que se marcha con la «tristeza» de la situación generada y que se intención al presentarse en los últimos comicios era agotar el mandato como alcalde y, después de la moción de censura de IU -en mayo-, como portavoz socialista. El exregidor volvió a cargar contra «la ambición personal y el ego» del ahora alcalde, Maximino García, 'Mino', y recordó a sus compañeros que el objetivo, lejos de disputas internas, «se encuentra en volver a recuperar el gobierno municipal perdido por una iniciativa lícita pero injusta».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos