Reabre la carretera entre Barredos y Laviana tras un mes cortada por un argayo

Un vehículo transita por el carril habilitado ayer en la carretera entre Barredos y Laviana. / M. V.
Un vehículo transita por el carril habilitado ayer en la carretera entre Barredos y Laviana. / M. V.

Los trabajos continuarán para fijar el talud y construir un muro de contención al borde de la carretera antes de habilitar el segundo carril

MARTA VARELA POLA DE LAVIANA.

Ocurrió durante el temporal de la segunda semana de febrero. La tierra se vino abajo y cubrió la carretera AS-117, que comunica las localidades de Pola de Laviana y Barredos, impidiendo por completo el paso de los vehículos. Los primeros trabajos para retirar la tierra y limpiar la calzada permitieron recuperar un carril, pero a los siete días, el pasado 22 de febrero, y por razones de seguridad, se optó por cerrar nuevamente el vial para proceder a su arreglo completo. La previsión era que esta medida durara apenas una semana, pero las cosas se fueron complicando y, al final, el cierre duró un mes.

Ayer, por fin, se volvía a habilitar un carril de forma provisional para facilitar la circulación entre ambas localidades. Durante este mes de cierre, todo el tráfico debía ser desviado por el corredor del Nalón. Vecinos y usuarios del transporte público han sido los grandes perjudicados de unas obras que podrían terminar en unas semanas, y que les obligaban a entrar en la localidad de Barredos y volver a salir para tomar el corredor del Nalón.

Los autobuses comenzaron a cubrir el trayecto habitual pasando por el trazado de la antigua AS-117, lo que resta varios minutos al tiempo de viaje. Aunque por el momento, como se indicaba desde la empresa de transportes, «hay que circular con precaución porque solo hay un carril». También temen que, cuando mañana se reinicien las obras, surja algún inconveniente y haya que cortar de nuevo los dos carriles. Y es que, explican, «los viajeros habituales muestran sus quejas por la duración de los trabajos y la vuelta que hay que dar».

Las obras, que ya afrontan su recta final, han supuesto un gran movimiento de tierras que están siendo trasladadas a una zona cercana a la salida del corredor del Nalón desde la localidad de Barredos. En los próximos días se acometerá la construcción de un muro de contención, así como otras medidas que tienen como objetivo sujetar la ladera e intentar que no vuelvan a producirse desprendimientos en esta zona.

En las últimas semanas, hasta dos máquinas y varios operarios se encargaron de reparar el argayo, conscientes de la necesidad de abrir al tráfico la carretera en el menor tiempo posible, algo que tanto vecinos como el Ayuntamiento de Laviana valoraron positivamente. Ahora esperan que los trabajos puedan concluir en el menor tiempo posible y recuperar los dos carriles de circulación.

81.000 euros

El Principado aprobó esta misma semana una partida económica destinada a estas obras. Se empleará en limpiar la zona para conseguir un talud de desmonte más estable y de menor pendiente, que evite la caída de material sobre la calzada. Además, si fuera necesario se construirá un muro de contención de escollera de unos 30 metros de longitud y dos de altura. La obra tendrá un coste de 81.403 euros.

Temas

Laviana

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos