La rueda asturiana de la solidaridad

El úlimo volteo de la rueda solidaria, los voluntarios cedieron el honor al organizador Fran Linares en la plaza del Obradoiro. /Josipu Jobs
El úlimo volteo de la rueda solidaria, los voluntarios cedieron el honor al organizador Fran Linares en la plaza del Obradoiro. / Josipu Jobs

Josipu Jobs plasma en un documental los 800 kilómetros recorridos en 17 días a favor de la lucha contra el cáncer y la fibrosis quística

Marta Varela
MARTA VARELASotrondio

El sueño se cumplió. Decenas de voluntarios pasaron parte de sus vacaciones de verano volteando más de 800.000 veces una rueda de tractor. Así recorrieron el Camino de Santiago Primitivo, desde Francia hasta Santiago de Compostela. Y lo hicieron con la ilusión de recaudar dinero para ayudar a la investigación contra el cáncer y la fibrosis quística. Fue duro pero los organizadores Fran Linares y Enrique Cordero han sabido contagiar a muchos que «con una rueda, se puede hacer mucho por los demás».

En la playa de San Lorenzo en Gijón.
En la playa de San Lorenzo en Gijón.

Esta proeza ha quedado plasmada en un documental porque detrás de cada giro de neumático estaban ellos. Miles y miles de horas de rodaje de la gente de ‘Josipu Jobs MerukuMedia’. Los otros comprometidos realizaron todo el camino junto a la rueda. En 17 días, recorrieron más de 800 kilómetros caminando con el equipo de cámaras al hombro y contagiando mucha solidaridad. Un trabajo desinteresado para colaborar con la causa de LinaresGym en lo que ellos mismos consideraron «nuestro trabajo más especial». Y es que fue posible gracias a Javier Catalán, Marta Mediavilla, Longinos Bernardo, Ramón Adrián Ordóñez y José Luis García, que realizaron cientos de horas de grabaciones.

Y si con el rodaje no fue suficiente, terminada la aventura, continuaron con horas de visionado y de montaje hasta que culminaron un documental que recogen en ‘Revuélcate 2017. El Camino’. «Son cincuenta y ocho minutos de esperanza en los hombres de no esperar sentados», explicó el ideólogo de la aventura, Francisco Linares

Ellos solo piden dos cosas. «Ayúdanos a difundirlo para tratar de exprimir al máximo cualquier tipo de ayuda que pueda llegar», que se disfrute viéndolo porque consideran que «es una historia sin ningún tipo de precedente y que merece la pena sentarse tranquilo a disfrutarla y ver cómo las personas, si realmente nos lo proponemos, tenemos el potencial de hacer cosas extraordinarias por nuestros iguales», explicó el alma máter de esta grabación, José Fernández Gradin.

Es un documental que remueve conciencias y que hace ver, como expresa el presidente de la Asociación Gallega de Fibrosis Quística Juan Da Silva, «lo visible que somos todos y también diferentes. Es de gran ayuda, porque todos tenemos una rueda que volcar a diario».

Otro reto contra el cáncer

Una solidaridad que no busca reconocimientos, sino colaborar para atajar las más crueles enfermedades. Tanto los que la impulsan como los que colaboran en que sea una realidad vuelven estar dispuestos.

Desde el gimnasio LinaresGym de Sotrondio ya se han puesto a pensar en otro reto «para seguir guerreando contra el cáncer» con su esfuerzo. Y vuelven a soñar con recaudar dinero para otro fin.

En 2016 lo hicieron con el primer Revuélcate, recorriendo el camino entre Sotrondio y Covadonga. El pasado verano, repitieron con Revuélcate 2017, aumentaron sus ganas y, con ellas, los kilómetros, logrando recorrer el Camino de Santiago desde Francia hasta la plaza del Obradoiro. Muchos ya han comenzado a preguntar cual será la siguiente aventura conscientes de que la habrá. Pero este nuevo proyecto, por el momento, solo está en la cabeza de los impulsores de las anteriores hazañas, Fran Linares y Enrique Cordero. Ellos son los auténticos peregrinos, responsables de que a nadie se le olvide que debemos seguir luchando para atajar esta enfermedad.

Con la vista puesta en otro reto pero mirando atrás, dicen que «solo vemos cosas positivas, esperanza en una aventura en la que nadie nos regaló nada, pero continuamos porque sabemos que lo hacíamos por los demás», apuntó Cordero.

Linares y Cordero avisan de que «Revuélcate se riega todos los días. Esto no acaba aquí». Son conscientes que en su camino encontrarán «a mucho loco solidario con corazón y dispuestos a apoyarnos».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos