Sufre quemaduras en el rostro al incendiarse una nave en Riaño

Los bomberos, tras dar por controlado el incendio. /  J. M. PARDO
Los bomberos, tras dar por controlado el incendio. / J. M. PARDO

Las llamas, originadas en un desguace lleno de coches, movilizaron a 16 bomberos de cuatro parques diferentes

A. FUENTE LANGREO.

Las llamas sorprendieron a los trabajadores de una nave industrial -en el polígono Riaño III, en Langreo- e intentaron sofocarlas con extintores. No fue posible. El fuego se propagó rápidamente, quemando el material almacenado en el desguace y amenazaba a las edificaciones aledañas. En un intento de controlar el incendio, uno de los empleados, de 42 años, sufrió quemaduras en el rostro y fue evacuado, por un equipo médico de la UVI-móvil, al hospital comarcal Valle del Nalón con pronóstico reservado.

La amenaza de propagación de las llamas era alta. El fuego comenzó a mediodía y, hasta el lugar, se desplazó un importante contingente de Bomberos. El Servicio de Emergencias movilizó a efectivos de los parques de San Martín del Rey Aurelio, Mieres, Caso y La Morgal, además acudieron también bomberos de Proaza y Avilés. Estas dos últimas dotaciones no llegaron a intervenir, tras darse por controlado el incendio a las 13 horas.

En el lugar, junto al jefe de zona del equipo de Bomberos, al frente del dispositivo, estuvo trabajando un contingente de 16 profesionales que sofocaron las llamas con dos vehículos de altura, seis autobombas -una de ellas nodriza-, un furgón de intervención rápida, un todoterreno y un vehículo de mando. Tras dar por controlado el incendio, se iniciaron labores de enfriamiento y desescombro y procedieron a sacar todos los vehículos del interior de la nave. Los coches se fueron refrigerando uno a uno para que no quedase ningún foco de calor. A las 16.44 horas se dio por extinguido.

Las llamas calcinaron una excavadora y once vehículos que había dentro del desguace. Resultó afectada por el fuego la techumbre y la estructura lateral del edificiio. El almacén tenía unos doce metros de alto y otros tantos de largo. En el interior, repartidos en dos plantas, había una quincena de coches.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos