Trescientas personas urgen el arreglo del argayo de Caso y reabrir el corredor

Trescientas personas urgen el arreglo del argayo de Caso y reabrir el corredor
Concentración de los vecinos, unos trescientos, en la zona de Arrobio (Sobrescobio), junto al argayo. / JUAN CARLOS ROMÁN
Caso

Apoyadas por políticos de todos los grupos, salvo el PSOE, lamentan «los escasos avances» y cuestionan la seguridad del paso provisional

Marta Varela
MARTA VARELASan Martín del Rey Aurelio

Con la paciencia agotada y muchas ganas de luchar. Así se mostraron ayer más de trescientos vecinos del municipio de Caso, apoyados por los de Sobrescobio y visitantes habituales del concejo, ante el argayo que les mantiene aislados desde el pasado jueves 22 de marzo por un desprendimiento de rocas sobre el kilómetro 31 de las AS-117 y que ha dejado sus dos carriles inutilizados. La de ayer fue la primera concentración para reclamar una solución después de trece días. Porque, a pesar de estar las máquinas trabajando en la zona, los avances son mínimos. Los vecinos creen que «si ocurriese en la zona urbana sería otra cosa, pero la zona rural no importa». Así lo plasmaban en las pancartas hechas en cartones y donde se podía leer: «Los casinos existimos», «pasu pa Casu por AS-117»...

Un buen número de afectados son empresarios y hosteleros. Algunos decidieron ayer cerrar y acudir a la concentración. Fue el caso de Construcciones La Cuesta y El Barru, o el Bar La Estación en Rioseco. Otros, como el restaurante La Encruceyada, ha cogido «adelantadas» las vacaciones ante la falta de clientes.

Se trató de una convocatoria vecinal, que podría trasladarse a otros lugares en fechas próximas. Sin embargo, representantes políticos del Alto Nalón y de la comunidad autónoma de todas las formaciones políticas -salvo del PSOE- quisieron dar su apoyo. Así , estaban diputados del PP y Somos y concejales de Izquierda Unida de los ayuntamientos del Parque de Redes.

La mayoría de los políticos acudieron hasta la zona del argayo por Anzó (Sobrescobio) y pasaron a Arrobio por el camino peatonal. Tras la caminata -con un mínimo de veinte minutos para ir y otro tanto para volver- coincidían en que se trata de un «camino complicado para cruzar todos los días», en palabras de Emilio León, de Podemos. Asimismo, mostraban su asombro por que se hayan «perdido trece días, sin ofrecer a la gente sin soluciones reales». «Porque ésta la buscaron los vecinos», apuntaba la diputada de Foro Carmen Fernández. Mientras, el popular Rafael Alonso reclamaba al Principado que »busquen alternativas para dar un mínimo de normalidad a los vecinos de Caso».

La reclamación por unas comunicaciones dignas centraron gran parte de la concentración vecinal. El camino provisional por la zona aledaña al cauce del río Nalón fue la otra.

La gran mayoría defendía la habilitación de ésta, que fue visitada por técnicos del Principado tras concluir la concentración, pero no pocos ponían en tela de juicio su seguridad. Los usuarios consideran que la cercanía del argayo al posible paso provisional anunciado por el Principado y que permitirá circular a vehículos todoterreno y el continuo movimiento de rocas no aportan seguridad a un paso que pretende ser peatonal y para coches autorizados.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos