«Tristemente, sabemos que es Pilar»

Efectivos de la Guardia Civil sacan el cuerpo encontrado en la central hidroeléctrica de Puerto./HUGO ÁLVAREZ
Efectivos de la Guardia Civil sacan el cuerpo encontrado en la central hidroeléctrica de Puerto. / HUGO ÁLVAREZ

El cuerpo fue hallado en la central hidroeléctrica de Puerto, a 24 kilómetros del lugar del río Nalón donde cayó al agua

M. VARELA / D. LUMBRERASLANGREO / OVIEDO.

Los peores presagios de la familia de la langreana Pilar Vigil están a punto de confirmarse oficialmente. «Tristemente, sabemos que es Pilar», comentó un familiar. Se espera que hoy la autopsia confirme que el cuerpo aparecido ayer en el canal de la central hidroeléctrica de Puerto, cerca de Las Caldas , en Oviedo, es el de esta langreana desaparecida el 1 de diciembre en el entorno del polígono industrial de Riaño II, cerca de un puente sobre el río Nalón.

Precisamente en la mañana de ayer estaba previsto reanudar la búsqueda por tierra, cuando se estaba organizando el dispositivo saltó la alarma. Un trabajador de la empresa Hidrastur localizaba, sobre las nueve y media de la mañana, un cuerpo en la central hidroeléctrica de Puerto en el municipio de Oviedo, a 24 kilómetros de Riaño. Se trataba de una mujer de avanzada edad. Fueron los primeros datos que se daban y que coincidían con dos desapariciones. Pero la gran crecida del caudal del río Nalón hacia presuponer que podía ser el cuerpo de Vigil, arrastrado en las últimas horas por la fuerza del agua hasta el canal de la central ovetense, cuyas compuertas estaban cerradas. Gregorio Morán, vecino de la zona, explicaba que «esta noche no paró de llover, creo que cerraron las compuertas en alguna zona y, al abrirlas, las aguas trajeron el cuerpo dentro de la central».

No se pudo confirmar la identidad del cadáver, pero minutos antes de las once de la mañana llegaba hasta el lugar la hija de Pilar Vigil acompañada de su marido intentando confirmar que se trataba de su madre. No se les permitió el acceso a la zona cercana por la Guardia Civil para proceder al levantamiento del cuerpo pero los primeros indicios que se dieron a conocer no dejaban dudas a sus familiares. Que fuera una mujer de comprensión delgada, de poca altura y la ropa, que coincidía con la de Vigil, al igual que una alianza en uno dedo, provocó que sus familiares se derrumbasen a pesar de no contar con la confirmación oficial que podría realizarse esta misma mañana.

La familia de Pilar Vigil reconoce que las labores de búsqueda han sido intensas desde el pasado día 1, cuando se alertó de su desaparición, a sabiendas de que estaba inmersa en una depresión. Pese a todo, a diario colaboraron con el 112 , Guardia Civil, Policía Nacional y Local y Cruz Roja en las labores de búsqueda por tierra, agua y aire. Las pistas apuntaban a que podía estar en el cauce del río pero el mal tiempo y la crecida de las aguas hicieron que el pasado jueves se suspendiesen estas labores.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos