El Comercio
Elecciones: ElComercio.es

«Mandaría con la música a otra parte a toda la cúpula del PP, menos a la vicepresidenta»

Willon de Calle, tocando la batería.
Willon de Calle, tocando la batería. / JUAN CUERVO
  • «La SGAE y la 'ley Sinde' hicieron muchísimo daño al colectivo. Y la derecha opina que somos todos unos subvencionados»

  • Guillermo Carlos González Músico

El músico Guillermo Carlos González (Oviedo, 1976) es uno de los referentes del mundillo en la región. El baterista de The Electric Buffalo, más conocido como Willon de Calle, afronta unas nuevas elecciones sin ninguna intención, eso sí, de cambiar su voto.

Para empezar, puede desgañitarse con el IVA cultural y sacarse ese peso de encima.

¡Qué voy a decir que no hayan dicho ya! En las últimas elecciones entré a mirar qué decía el PP en su programa al respecto y ni siquiera lo encontré en la web. Esta vez, aún no he leído ningún programa, pero me imagino que dirán lo mismo que en la anterior convocatoria. Vamos, yo voy a votar a los mismos.

En diciembre, antes de los primeros comicios, los populares prometieron bajarlo al 10%

Me parece una hipocresía pura y dura. Después de subirlo al 21%, ¿qué van a decir ahora?

¿Confía en que algún otro partido lo baje o aprovecharán que el Pisuerga pasa por Valladolid?

Los únicos que creo que tienen compromiso con la cultura y, aún así, no sé si llegarán a hacerlo son IU-Podemos. Al resto se la suda bastante.

Los músicos siempre han sido considerados un colectivo que toma parte en política. Nacho Vegas dijo que tienen que estar comprometidos con su tiempo. ¿Está de acuerdo?

Hombre, no todos. Hay gente que está más expuesta y otra que ni milita ni opina. Con ir a votar tienen bastante. Últimamente, yo paso de hablar de política, porque hay un nivel tal de crispación que no se puede hablar sin discutir. Tengo cuatro, cinco o diez colegas, de distinta ideología, con los que sí puedo hablar y desahogarme, pero en general paso. El arte de discutir no está muy en boga, la gente está poco entrenada y yo tampoco soy ningún maestre. Prefiero no meterme en jardines.

En campaña, se oye hablar muy poco de cultura.

Claro, no interesa. Somos los últimos monos. Hay otros colectivos, de voto más dudoso, que interesan más. La mayoría de mi colectivo tiene su voto decidido y vota a la izquierda. A Unidos Podemos o al PSOE, aunque yo a estos no los considero en absoluto de izquierdas. España no es un país que se caracterice por el apoyo a sus artistas.

Hubo un tiempo en el que se hablaba de los de la ceja, de los de ZP.

La SGAE y la' ley Sinde' hicieron muchísimo daño al colectivo. Y la derecha opina que los músicos somos todos unos subvencionados.

¿A qué políticos mandaría con la música a otra parte?

¿Tengo que decirlo?

No, si no quiere.

Te puedes imaginar: a toda la cúpula del PP, menos a la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, que me parece una señora seria y razonable. Dentro de esa cúpula de frikis, es una persona normal.

¿Frikis?

Me refiero al ministro del Interior, dándole medallas a la virgen, o a la ministra de Empleo, que dice que hay que rezar para que vengan tiempos mejores. ¿A dónde fueron a por ellos? ¿De dónde los sacaron? ¡Que son ministros!

Tengo que preguntarle por el himno merengón del PP. ¿Es un poco apurado cambiar a Norma Duval por Juan Luis Guerra a estas alturas?

Me parece que pueden hacer con su himno lo que les dé la gana. A mi es una música que no me gusta mucho. Me parece igual de hortera que cuando Alianza Popular adaptó el Final Countdown de Europe. Son catedráticos en hacer eslóganes e himnos chatarreros.