El Comercio
Elecciones: ElComercio.es

El enfado de Mercedes Fernández durante la noche electoral

La presidenta del PP, al darse cuenta del error con el sonido. / Imágenes emitdas po la TPA
  • Un malentendido con el sonido provocó una jocosa situación en la sede del PP y obligó a la líder de los populares asturianos a realizar varias comparecencias

Una noche electoral es una sucesión de datos y comparecencias en la que políticos y periodistas corren con un ojo en el escrutinio y otro en el reloj. Y así es fácil tropezarse. Le puede ocurrir al político más experimentado y al periodista más ducho. El 24M el patinazo se produjo en la sede del PP asturiano. Allí, la candidata del PP, Mercedes Fernández, esperaba en compañía de sus diputados electos el aviso de que todo estaba listo para inicar la conexión en directo. Al fondo, una voz avisa del inicio. Pero nadie parece oírla. Porque a continuación, otro comentario en la sala da a entender que existe un problema con el sonido. Así que mientras esperaba, la presidenta del PP decidió tomárselo con humor. Primero, con las encuestas que habían pronosticado a su partido menos parlamentarios de los conseguidos. Después, con uno de los presentes: "Te veo muy verde, tío". A continación, alguien le advierte de que, en contra de lo que creía, Mercedes Fernánde estaba 'on air' desde el principio. "Hay sonido", se oye una voz preocupada y fuera de plano. Uno de los parlamentarios del PP lo confirmó con un gesto.

La sonrisa de la líder de los populares se trasformó en un gesto a mitad de camino entre la sorpresa y el malestar. Quienes se encontraban en ese momento emitiendo en directo la rueda de prensa, como fue el caso de la televisión pública asturiana, cerraron la conexión y dieron paso a otras. Sin embargo, Mercedes Fernández, en una noche en la que las palabras de los políticos son apremiantes para los medios de comunicación continuó con su análisis de los resultados. Entre otras declaraciones, responsabilizó al secretario general de Foro, Francisco Álvarez-Cascos, de que la izquierda hubiera vuelto a ganar en Asturias y anunció que optaría a la investidura como presidenta de la comunidad autónoma.

Posteriormente, la candidata popular accedió a realizar declaraciones a la Televisión Pública para que tuvieran esos mismos testimonios aunque fuera de forma más breve. Pero cuando la presentadora al agradecerle su atención señala que solo podrá realizar tres preguntas, la presidenta de los populares asturianos no duda en replicar que eso se debe a los problemas técnicos que ella achaca a la propia televisión, aspecto que la perodista niega. Fue el momento de tensión de la noche electoral asturiana que ha dado mucho que hablar en la redes sociales por el evidente malestar de la líder del PP. Pero es que a Mercedes Fernández le llovía sobre mojado tras el desliz del sonido.