El Comercio
Elecciones: ElComercio.es

Somos es segunda fuerza política y tiende la mano a los socialistas

Ana Taboada, contenta tras el resultado.
Ana Taboada, contenta tras el resultado. / MARIO ROJAS
  • «Oviedo será la capital del cambio en Asturias», dice Ana Taboada entre vítores de «alcaldesa, alcaldesa» en la plaza de La Escandalera

No lograron su objetivo que era ser la fuerza más votada en el Ayuntamiento, arrebatar al PP esa mayoría que ostenta desde hace más de dos décadas en Oviedo. Somos salía «a ganar» y se quedó en el segundo puesto del pódium, aunque entrando con fuerza en el Consistorio con seis concejales. La lectura que hizo Ana Taboada tras conocer el resultado fue la del cambio. «La gente de Oviedo quiere un cambio, no quiere más despilfarro, más corrupción ni más privatizaciones», expresó en sus primeras declaraciones rozando el 100% de los votos escrutados.

Lo que dejó abierto fue el cómo de ese cambio que «ha elegido la ciudadanía». «No hemos ganado ni logrado ese objetivo, pero como en el partido del Real Oviedo contra el Cádiz hay una segunda vuelta. Los ciudadanos serán quienes decidirán qué cambio quieren. Y llamamos a todos los socialistas de base, a todos los votantes socialistas para que ellos decidan también si quieren cambiar la ciudad con nosotros y con toda la gente», dijo dejando la mano tendida a un pacto con el PSOE (5), que junto a IU (3) sumarían una mayoría de izquierdas en el Ayuntamiento con 14 concejales.

La plaza de La Escandalera, con más de 300 simpatizantes, coreaba 'Oviedo es la capital del cambio' mientras Taboada insistía en que «estamos abiertos al diálogo con toda aquella fuerza política que quiera sacar al PP del Ayuntamiento, avanzar en la democracia y sacar la corrupción de la política». Desde mañana, prometió, trabajará para «levantar las alfombras del Consistorio, auditar las cuentas municipales, limitar los sueldos y pedir el rescate ciudadano».

Llegar a ser alcaldesa

«Todos hemos trabajado para esto. Sin pedir dinero a ningún banco por lo que somos totalmente libres e independientes para cambiarlo», insistió la que podría llegar a ser alcaldesa si consigue un pacto de izquierdas con PSOE e IU. Recordó a otras mujeres que como ella, en Barcelona y Madrid, dieron un vuelco en los resultados municipales. «Esto es un cambio también para noviembre. Se acabó gobernar de espaldas a la gente y solo para un grupo de empresas».

Antes que ella, el número dos de Oviedo y secretario de Podemos en la ciudad, Rubén Rosón, aseguró que había quien «hoy no dormirá tranquilo en la ciudad. Llevaba demasiados años en calma». El secretario general de Podemos en Asturias, Dani Ripa, también situó a Oviedo como la capital del cambio en Asturias, ese lema que ayer nació en una llena plaza de La Escandalera. Fue ese lugar el elegido para seguir los resultados electorales. No era casualidad, pues es el emblema del movimiento 15-M en la ciudad, de donde luego surgiría Podemos. También el desaparecido Centro Social Ocupado y Autogestionado La Madreña, en el edificio de la antigua Consejería de la Salud. «Si nos quitan La Madreña ocupamos la ciudad», corearon ayer algunos de los simpatizantes de Podemos tras conocer los resultados de las elecciones municipales.

Taboada, abogada de profesión, casada y con dos hijas, era hasta hace pocas semanas una desconocida para muchos ciudadanos. Ayer llegó a la plaza de La Escandalera pasadas las nueve de la noche tras recorrer el trayecto desde su casa entre ánimos de ovetenses. Reconocía estar un poco abrumada y nerviosa y tras saludar a conocidos se sentó en la primera fila junto a su número dos, Rubén Rosón. Ante los primeros datos de escrutinio recibió el abrigo de la plaza de La Escandalera. Luego se retiró con su equipo y salió rodeada de todos los miembros de la lista, con colaboradores e interventores, ya con más del 96% de los votos escrutados que la colocaban como la segunda fuerza política en Oviedo.