Escolares de Gijón y Mieres, 'diputados por un día'

Un grupo de escolares, durante el pleno infantil. /Pablo Lorenzana
Un grupo de escolares, durante el pleno infantil. / Pablo Lorenzana

75 alumnos de Primaria de los colegios Federico García Lorca y Llerón Clarín participan en un pleno infantil en la Junta General organizado por Aldeas Infantiles SOS de España

EUROPA PRESS

Un total de 75 escolares de Primaria de los colegios Federico García Lorca de Gijón y Llerón Clarín de Mieres han asistido este miércoles al Pleno infantil que se celebró en la Junta General del Principado de Asturias, como parte del programa 'Diputados por un día', una iniciativa promovida por Aldeas Infantiles SOS de España.

El presidente de la Junta General, Pedro Sanjurjo; el director general de Ordenación Académica e Innovación Educativa, Francisco Laviana; y el presidente de Aldeas Infantiles SOS de España, Pedro Puig, presidieron una sesión en la que los diputados infantiles han reflexionado "sobre la importancia de confiar en uno mismo, en los demás y en el mundo en el que vivimos para prevenir la violencia y el aislamiento infantil", según informa la Junta en una nota de prensa.

'Diputados por un día' se enmarca en el programa educativo de Aldeas Infantiles SOS 'Abraza tus valores', con el que trabajan 6.000 alumnos de Infantil y Primaria de 60 centros escolares asturianos.

En representación del colegio Federico García Lorca, ha ejercido como portavoz Ainara Melendi Prieto, que ha subrayado que "confía en el mundo para que ningún niño esté solo, ni triste. Para que todo el mundo sea solidario, todos tenemos que llevarnos bien, hablar y respetarnos". Noelia Fernández Laredo, portavoz del mismo colegio, ha señalado que "si en el planeta no hubiera confianza, el ser humano se extinguiría, por lo tanto, la confianza es más importante de los que creemos".

Por parte del colegio Llerón Clarín también han intervenido dos portavoces. El primero, Álvaro Noval Rojo ha explicado los motivos por los que hay que tener confianza en las leyes, en la sanidad y en los profesores, para acabar recitando una poesía. Adriana García Rojo ha sido la última en tomar la palabra, contándonos la historia de una niña que no confiaba en nada, ni en la gente de su clase ni en ella misma, solo en sus padres.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos