El agente comercial, «un bien escaso en la Unión Europea»

Los premiados, Julio Heres, Achmed Hausch y Ángel Seisdedos.

Ángel Seisdedos, Achmed Hausch y Julio Heres recibieron un premio a su trabajo

P. PARACUELLOS

El optimista ve el vaso medio lleno, el pesimista medio vacío; el agente comercial no discute si está vacío o no, corre a llenarlo de agua». De este modo resumía su profesión el presidente del Colegio Oficial de Agentes Comerciales de Gijón, Ángel Carlos Rato, en el acto dedicado a la institución en la Feria de Muestras. «Hace cuatro años se estableció una hoja de ruta y objetivos para dar a conocer qué es un agente comercial. Hoy, podemos decir que nos enorgullecernos de nuestro trabajo», aseguraba Rato al referirse al convenio por la formación de representantes comerciales con el Ayuntamiento de Gijón, el primero en los 90 años de historia del Colegio. El éxito del acuerdo «modesto, pero muy bien gestionado», matizó, reposa en que el 97% de altas en el Colegio desde 2015 se mantienen, lo que significa que «la inmensa mayoría de agentes comerciales colegiados es muy probable que consigan jubilarse en esta misma profesión».

Como reconocimiento a la experiencia y la entrega profesional, se concedieron tres galardones a los mejores agentes comerciales del año en Gijón. Los premiados fueron Ángel Seisdedos, que se dedica a los suministros industriales y tecnológicos; el alemán afincado en Gijón Achmed Hausch, perteneciente al mismo ramo que el anterior; y Julio Heres, que trabaja en el campo de las eléctricas. Los tres con 31 años de experiencia como agentes a las espaldas. Añadió que profesionales de esta calidad resulta ser «un bien escaso en la Unión Europea». Por eso solicitó más ayudas para los autónomos en general, y para los agentes comerciales en concreto, a las instituciones del Principado, ya que el Colegio ha adoptado una serie de valores entre los que se incluyen «no dejar a nadie atrás en tiempos de crisis; en conformar una pequeña gran familia». Destacó la importancia de la incorporación de las mujeres a este sector profesional, ya que, según sus datos, han demostrado ser «más eficaces y más eficientes» que los hombres.

Insustituible

El director de la Agencia Local de Empleo del Ayuntamiento de Gijón, Pelayo Barcia, aseguró que las puertas del Consistorio están abiertas para continuar con la colaboración y reconoció que «las personas necesitan comerciales». Por su parte, el director de Comercio y Turismo del Principado, Julio González Zapico, hizo hincapié en el «intangible marketing emocional» que poseen los agentes, insustituible por la tecnología. Pese a tosdo, añadió que la digitalización del sector ha aumentado la competitividad y la ha vuelto más agresiva, pero también es «una oportunidad para la innovación». La mejora técnica, junto con la formación continua y constante son «las claves para el desarrollo del sector», informó González Zapico, que también resaltó el compromiso del Gobierno regional a la hora de ayudar al colectivo de agentes comerciales asturianos.

El vicepresidente de la Cámara de Comercio de Gijón, Pedro López Ferrer, también estuvo presente durante el acto y coincidió con el resto de ponentes en que, una vez introducida la variable digital en este sector, «es de vital importancia una formación que acreciente las competencias de los agentes». De hecho, sentenció que aquellos que forman parte del colegio ocupan un espacio «que pocas revoluciones tecnológicas pueden llenar», todo esto, además, bajo el paraguas de un código de valores que solo puede ser sinónimo de éxito en el futuro.

Fotos

Vídeos