Oviedo se pinta de verde

El edil Rubén Rosón, en el centro, ante el mapa verde del concejo de Oviedo.
El edil Rubén Rosón, en el centro, ante el mapa verde del concejo de Oviedo. / DANIEL MORA

Descubre atractivos de su zona rural e incorpora música y talleres

PABLO PARACUELLOS

Los casi mil metros cuadrados del espacio de Oviedo se transforman este año en un rincón que, entre juegos de luces y sombras, pretenderá hechizar a los más de 20.000 visitantes estimados. El estand ha sido bautizado como 'Uviéu embruxa' y entre sus propósitos está mostrar una cara de la capital asturiana invisible para muchos y escondida incluso para sus paisanos; el 'Oviedo Verde', el entorno natural del concejo. Una nueva mirada al totémico monte Naranco a través de fotografías o la posibilidad de sentir la caída de las cascadas de Guanga gracias a vídeo y audio en tres dimensiones son algunas de las propuestas. Utilizar la tecnología para acercar la naturaleza a los asistentes es el modus operandi que ha escogido el Ayuntamiento de Oviedo para «no dejar a nadie indiferente», resaltaba ayer el concejal de Turismo, Rubén Rosón, durante la presentación de las instalaciones, aún a medio colocar. «Queremos que 'Uviéu embruxa' sea un reflejo de la gran calidad de vida de la ciudad», explicó. Muestra de ello serían las más de treinta rutas en bicicleta -ordenandas por nivel de dificultad- que ofrecen Vetusta y sus alrededores. Para dar a los visitantes un tentempié se ha instalado una bicicleta frente a una pantalla panorámica que, en función de lo que se pedalee, simulará un paseo por las sendas circundantes.

Una fotografía de gran tamaño del Carbayón sirve como nexo entre el Oviedo natural y el 'Oviedo Histórico' que presentará una comparativa entre la ciudad del 1922 -gracias a un vídeo rescatado y restaurado por el Consistorio de la capital asturiana- y la contemporánea.

Los Mazcaritos

Una muestra de instantáneas nacidas de los dibujos del artista Ánxel Nava resucitan a los 'Mazcaritos d'Uviéu' -personajes de carnaval folclóricos- en un intento, de nuevo, por sacar a la luz pequeños pedazos de cultura olvidada; en este caso las fiestas populares, otro de los ejes de la exposición. Festejo suele ir acompañado de hermandad, y 'Uviéu embruxa' hace gala del Oviedo participativo con una muestra del proyecto ciudadano 'Imagina un bulevar'. Una propuesta nacido en el '15m', hace seis años, y que ahora ha recibido una subvención de 10,3 millones de euros de la Unión Europa para reconvertir y acondicionar la entrada a la ciudad. El objetivo, eliminar así el tráfico y la contaminación acústica de los barrios cercanos y acercar a los vecinos separados por la carretera.

Una exposición que además de acoger actuaciones de artistas ovetenses y asturianos como Rodrigo Cuevas, Marisa Valle Roso y Jerónimo Granda, también piensa en los más jóvenes. Las actividades están adaptadas a los niños, e incluso podrán participar en una carrerea de chapas cuya circuito es la silueta del concejo de Oviedo.

Fotos

Vídeos