Feve deja las líneas Gijón-Oviedo y Oviedo-Laviana con la mitad de trenes por averías

«Seguimos igual, no se ha arreglado nada, pero se deja de hablar de ello mientras los trenes se vacían», lamenta el presidente del comité de empresa, Luis Blanco

R. MUÑIZ OVIEDO.

Día de paciencia para los viajeros de Feve, una división integrada dentro de la empresa Renfe. La compañía operó ayer la mitad de los servicios de cercanías entre Oviedo y Gijón y por la tarde reprodujo la restricción en el tramo Oviedo-Laviana. Desde la sociedad se aseguraba anoche estar trabajando para resolver una incidencia que atribuían a «problemas con el material».

Las dificultades nacen del desequilibrio entre la flota y la cartelera de servicios. De Oviedo a Gijón un lunes corriente Feve ofrece doce conexiones directas y trece con transbordo por sentido. En total, son 50 servicios en toda la ruta durante quince horas y media. Cumplir los horarios requiere tener las unidades al día, pero el envejecimiento de los trenes está acrecentándose a la vez que las dificultades para lograr los repuestos. «Seguimos igual, no se ha arreglado nada, pero se deja de hablar de ello mientras los trenes se vacían», lamenta el presidente del comité de empresa, Luis Blanco.

Fotos

Vídeos